El Rincón de los Miércoles 18-01-2017

I

De nuevo el gobierno irrespeta al pueblo católico venezolano al impedir la transmisión televisiva de la llegada de la Divina Pastora Barquisimeto en su visita número 163. Una insoportable cadena nacional fue ordenada desde Miraflores cuando millones de fieles iniciaban el recorrido del trono de la Virgen desde Santa Rosa y la Catedral en una demostración de un autoritarismo que se lleva por delante los sentimientos de un pueblo. Lamentable, por otra parte, la presencia de un sacerdote de apellido Rojas -más bien rojo-rojito- quien se atrevió a intervenir en la cadena presidencial para hacer patente su apoyo al régimen en lugar de destacar la nueva visita de la Virgen María a la capital larense como era su deber y la misión apostólica a la que está obligado. Estoy plenamente seguro del repudio general a estas aptitudes de un gobierno que jamás ha podido contactar con la espiritualidad de nuestro pueblo, que sigue demostrando de una fe inquebrantable y devota de la Virgen María en la advocación de la Divina Pastora, las decenas de miles de personas que “caminaron” con ella ayer lo testimonian.

II

Evo Morales hace todos los intentos para volver a ser Presidente de Bolivia cuando expire su tercer periodo, a pesar de la decisión de los electores que votaron en contra de esa posibilidad en un referendo consultivo. Evo quiere anularlo argumentando que sus enemigos instrumentaron una campaña destinada a desacreditarlo ante la opinión pública vinculándolo con su examante, una mujer llamada Gabriela Zapata, acusada de corrupción beneficiándose en negocios del Estado por millones de dólares. No tienen nada de raro esos escándalos en los países llamados “socialistas” ni el ansia de poder eterno de sus principales los líderes en nuestra América Latina a pesar de los pésimos resultados de  sus administraciones. Los pueblos, lamentablemente, suelen equivocarse y caen como moscas ante los espejismos de promesas de indudable sello populista y personalista. Los ejemplos sobran… !CHINOS! En el gigante asiático el fútbol ha puesto a un lado el mundo de la política para convertirse en lo más importante para millones de seres humanos. Los estadios lucen a reventar y los jóvenes conocen más de Cristiano Ronaldo o Leonel Messi que Mao Tse Tung obligando a los equipos a fichar jugadores pagando millones de dólares como en el caso del argentino Carlos Tevez, quien firmó un contrato de 40 millones de dólares  por temporada. Es decir, el crack ganará 89 euros por cada segundo que permanezca en la cancha, aunque él diga que la plata no da felicidad, aunque prefiere tenerla a bien resguardo en los bancos, tendrá también a su disposición un auto “Porsche” y un apartamento de lujo cuando vista la camiseta del Shanghai Shehua. Otras estrellas del pasatiempo solo esperan la llamada de los chinos para emigrar con la esperanza de llenar sus bolsillos con los billetes verdes del extraño mundo comunista de XI Jinping.

III

Como siempre pasa, el asesinato de un famoso tiene una reseña diferente al ciudadano anónimo, aunque el dolor familiar es siempre el mismo. La muerte del periodista y animador de TV Alberto Albornoz se inscribe en la larga pista de venezolanos que han caído bajo las balas de la peor delincuencia de la que se tengan noticias en el país. Un fenómeno social atribuible a muchas causas, difíciles de explicar en pocas líneas, aunque muchas de ellas ya son conocidas, entre ellas la impunidad y la ineficiencia de los encargados del control delictual en este país… !.MADRID! Como les decía en una columna anterior, en algún momento, porque el deporte es así, caería el invicto de 40 partidos del Real Madrid. El caprichoso balón no quiso darle a los blancos el premio al esfuerzo que hizo intentando romper la red del Sevilla en un partido de “colosos” que agradeció la simpática afición andaluza.  Pero no pasa nada, ya los chicos de Zidane se saben de memoria la lección del buen fútbol para hilvanar otra seguidilla que los lleve victoriosos a la final de la Liga… COSTO: Al Cardenales de Lara le sale muy costoso los juegos en la Isla de Margarita. Durante los partidos de la serie con los Bravos hubo que alquilar un “charter” para el traslado de 85 personas, hotel y alimentación. La noche del partido de las 7 horas llegaron a las seis de la mañana a Barquisimeto porque tuvieron que esperar la apertura del aeropuerto Jacinto Lara. Ni siquiera contaron con la taquilla porque esa le corresponde al home club.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios