Los baños de hielo

Durante mucho tiempo fue una práctica sólo de la élite, pero los baños de hielo después de correr han sido objeto de alerta por dos motivos: porque tomar baños de hielo regularmente mitiga algunos de los efectos deseados del entrenamiento, y que hay poca evidencia para respaldar las afirmaciones sobre que aceleran la recuperación.

La evidencia de la eficacia baños de hielo, habrá que tener en cuenta lo que escribió el doctor en medicina deportiva, William Roberts, que afirmaba que “no hay base científica que demuestre su eficacia.

” Dos nuevos estudios agregar algunas pruebas a favor de los baños de hielo.

En el primero, publicado en Medicine & Science in Sports & Exercise, nueve corredores corrieron durante media hora a un ritmo constante, no lento, y luego hicieron un entrenamiento de intervalos. Después, colocaron una pierna en un baño de hielo durante 15 minutos y se deja la otra pierna fuera.

Cuando los investigadores midieron los parámetros fisiológicos en las piernas de los corredores después del baño de hielo, encontraron que los niveles de hemoglobina y oxigenación de los tejidos eran más bajos, y fueron mayores en la pierna que había estado fuera del baño de hielo. Estos cambios son lo que los defensores de los baños de hielo les llevaron a decir que sean efectivos, ya que son coherentes con la reducción de la inflamación en los tejidos musculares.

Los baños de hielo “disminuyen la perfusión microvascular y la actividad metabólica del músculo.” Por supuesto, eso no prueba que los baños de hielo “trabajen”, pero es la prueba que ellos tienen sobre los cambios que se producen en las personas que los toman después de correr.

Lo cual nos lleva de nuevo a la afirmación de que los baños regulares de hielo pueden disminuir algunos de los beneficios del entrenamiento.

La idea aquí es similar a lo que mencionamos sobre los antiinflamatorios una ligera inflamación post-carrera es parte del proceso que lleva a mejorar el estado físico, una vez que su cuerpo se ha recuperado de un entrenamiento duro. Pero tomar habitualmente medidas para evitar la inflamación leve, te puede llevar a no estar obteniendo el mayor beneficio del entrenamiento.

En este enfoque, los corredores deben limitar los baños de hielo (y antiinflamatorios) para cuando sea imprescindible por el dolor o la hinchazón y la necesidad de volver a un funcionamiento normal tan pronto como sea posible.

Loading...
Compartir

Comentarios

Comentarios