Aviones EEUU alcanzan objetivos de EI en Libia

AP |

Aviones de guerra estadounidenses atacaron múltiples objetivos en Libia durante la noche, alcanzando lo que parecía ser un campo de entrenamiento del grupo Estado Islámico y a un destacado líder extremista, dijo un funcionario estadounidense el viernes.

Un funcionario dijo que el blanco de los ataques fue un campamento de entrenamiento de ISIS y añadió que el ataque cerca de Sabratha, Libia, no lejos de la frontera tunecina, probablemente mató al agente de ISIS Noureddine Chouchane. ISIS es una sigla del grupo Estado Islámico.

Las fuentes hablaron bajo la condición de no ser identificadas por tratarse de una operación militar que no ha sido anunciada oficialmente.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo la semana pasada a su equipo de seguridad nacional que impulse operaciones antiterroristas en Libia al tiempo que se buscan opciones diplomáticas para solventar su crisis política y formar un gobierno de unidad nacional. Aunque el grupo extremista Estado Islámico ha aparecido en otros puntos, como Afganistán, Libia parece ser su principal objetivo fuera de Siria e Irak.

El ejército de Estados Unidos ha estado siguiendo de cerca los movimientos de la milicia radical en Libia, y pequeños equipos de soldados estadounidenses entraron y salieron del país durante varios meses. Fuerzas especiales británicas, francesas e italianas estuvieron presentes también en Libia para colaborar en la vigilancia aérea, la cartografía y la recopilación de información en varias ciudades, entre ellas Bengazi en el este y Zintan en el oeste, según dos oficiales militares libios que trabajaron en coordinación con ellos. Los responsables libios hablaron recientemente con The Associated Press, bajo condición de anonimato, porque no están autorizados a hablar con la prensa.

Funcionarios estadounidenses pronosticaron a principios de mes que pasarían varias semanas antes de que se enviaran fuerzas especiales debido a la necesidad de consultar con los aliados europeos. La información adicional ayudaría a determinar los blancos de los ataques, pero los drones de espionaje están muy en demanda en Siria, Irak y Afganistán.

Washington y Bruselas observan también con preocupación que está aumentando el número de combatientes del Estado Islámico en Libia —se cree que suman entre 2.000 y 5.000— al tiempo que el grupo pierde fuerzas en Siria e Irak bajo los ataques constantes de Estados Unidos y la coalición.

Comentarios

Comentarios