Camioneros paralizan el transporte de cargas por la falta de cauchos

Hugo J. Boscán Fotos: Juan Brito |

Crítica situación están confrontando los propietarios independientes de camiones por las dificultades, hasta imposibilidad, de conseguir los cauchos necesarios para que los mismos puedan seguir circulando.

Como lo vienen haciendo desde hace unos cuantos días, este sábado, un grupo de ellos se mantenía en las inmediaciones de la empresa Suvalcar, avenida Las Industrias, a la espera de alguna información sobre la fecha en que podrían recibirlos.

Alexander Agüero, Yuney Peraza y Alexis Rodríguez, tres de ellos, refirieron que la falta de cauchos les mantiene parados porque no pueden salir a la carretera con unos “pelones” que pueden explotar en cualquier momento, sobre todo cuando están transportando carga.

Los transportistas que acuden a la distribuidora de Las Industrias elaboran una lista que llevan a la sede del PSUV en la carrera 16 con calle 51 donde se encargan de gestionar la llegada de tan importantes elementos a precios regulados. pues no pueden adquirirlos en cualquier parte por venderlos en cifras especulativas.

Sobre el tiempo que se demora la entrega no se puede precisar, por lo que deben permanecer haciendo guardia en el lugar hasta que la suerte les llegue, aunque no total pues al que necesita cuatro para reponer los “pelones” solamente le venden dos, quedando a la espera para el próximo lote.

Agüero consideró grave la situación, que no es nueva, porque desde hace algún tiempo la vienen padeciendo.

Otro de los transportistas presentes dijo que, a pesar de representar ellos un sector importante para el desarrollo del país, hasta ahora no se ha visto ningún indicio por parte del Gobierno nacional de que esté interesado en resolver el problema.

Sobre la cantidad de camioneros que se encuentran en esa situación, uno de ellos dijo desconocerla con exactitud por cuanto la mayoría son particulares, cada quien propietario de los camiones que manejan.

Quienes se consideran clientes de la empresa elaboran sus listas que, afortunadamente, son respetadas por la misma, haciendo las entregas de acuerdo al orden en que aparecen.

Comentarios

Comentarios