FOTOS Siete templos: tradición que no se pierde

María Fernanda Peñalver/ | Fotos: Stiven Valecillos |

En familia acudieron los barquisimetanos a las diversas iglesias de la ciudad para cumplir con la tradicional visita que cada año realizan los devotos católicos.

Los templos se mostraron con gran afluencia de feligreses, quienes expresaron no solo sus plegarias sino también agradecimiento hacia Jesucristo.

De manera conmemorativa se busca recrear el recorrido que realizó el hijo de Dios antes de ser crucificado en el monte del Calvario.

Peticiones por el bien del país fueron las principales intenciones por parte de los feligreses quienes se acercaban al Santísimo; al mismo tiempo agradecían por todas las bendiciones derramadas.

Manteniendo la tradición

María Eugenia Expósito, quien acudió en compañía de su hijo para inculcarle lo que es una costumbre familiar. “Estudié en un colegio de monjas y desde entonces recorro los siete templos en Semana Santa”, expresó Expósito quien visitó la iglesia La Coromoto como parte de su recorrido.

La sacristana de dicho templo, Digna Colmenares, expresó que las personas deben tener más en cuenta este tipo de acciones durante todo el año. “Lo que se debe hacer es trabajar desde su propia congregación, Dios está ahí, no tienen porqué buscarlo en otras iglesias”, aseguró.

No solo los barquisimetanos visitaron los templos de la ciudad. Por ser Semana Santa muchas personas aprovecharon de visitar a sus familiares en la región, sin embargo la costumbre no se pierde; por el contrario, acudieron juntos a agradecer y conmemorar a Jesucristo, como fue el caso de Malala Patacho, quien acudió con sus cercanos provenientes de Carabobo.

Asimismo grupos de turistas de ciudades como Caracas, Maracaibo y San Felipe visitaron la iglesia Santa Rosa, la cual es una de las más concurridas.

Otros feligreses simplemente acudieron a algún templo para conmemorar la muerte de Jesucristo, teniendo como petición “ser semejante a él”, tal como lo expresó Marlene Sánchez, quien aseguró que no cumple con la tradicional visita a los siete templos, pero no deja de asistir a alguna iglesia para agradecer y glorificar al hijo de Dios.

La Catedral de Barquisimeto también recibió a gran cantidad de católicos, parte de estos además provenientes de recorridos que realizaron diferentes organizaciones, como el caso de la Flor de Venezuela que dispuso de Transbarca para el traslado de los feligreses quienes además visitaron el Monumento Manto de María como parte del itinerario preparado.

La ciudad tuvo gran movimiento religioso, especialmente durante el Viernes Santo, aun cuando las iglesias cerraron sus puertas antes de las tres de la tarde para guardar respeto a la muerte de Jesucristo.

Los larenses expresaron su agradecimiento y devoción mediante plegarias; demostrando así que el catolicismo y el amor hacia el salvador se mantienen y se permanecen inculcando en los más jóvenes para valorar el sacrificio que realizó el hijo de Dios.

 

Comentarios

Comentarios