Recogieron firmas de apoyo a la emergencia económica

Hugo J. Boscán Foto: Iván Piña |

La plaza Bolívar de Barquisimeto fue el lugar escogido por el Partido Socialista Unido de Venezuela para llevar a cabo un acto en apoyo al decreto de emergencia económica del presidente Nicolás Maduro, que el viernes fue negado por la mayoritaria bancada de la Mesa de la Unidad Democrática en la Asamblea Nacional.

Desde las primeras horas de la mañana del sábado comenzaron a llegar al lugar partidarios oficialistas procedentes de diferentes sectores de la ciudad, así como de poblaciones vecinas, algunos de ellos portando pancartas en apoyo al partido de gobierno.

Mujeres y hombres, identificados con el PSUV, se encargaban de recoger las firmas de ellos, las cuales, se presume, serán enviadas a Caracas para insistir en la aprobación del decreto rechazado.

Muchos de los asistentes son funcionarios de organismos nacionales, como se podía constatar durante el recorrido por la plaza principal de la ciudad, cuya áreas verdes eran ocupadas por ellos en busca de algo de sombra ante los candentes rayos solares.

La Superintendencia de Precios Justos tenía allí una nutrida representación de fiscales e inspectores, debidamente identificados con sus chaquetas grises.

“El gobierno necesita se declare esa emergencia para que se acabe la guerra económica que nos está afectando a todos”, decía un hombre con su cabeza cubierta con una gorra roja con la cara del fallecido presidente Hugo Chávez.

“Esa gente no quiere colaborar con el presidente Maduro para que tome las medidas necesarias para acabar con la escasez de los alimentos, no tienen perdón de Dios”, manifestaba ante los periodistas una anciana.

Otros, al ser consultados, se limitaban a decir que sólo estaban allí “para cumplir con el partido”, restando importancia a la actividad.

Para los periodistas no hubo facilidad alguna de obtener información sobre la asamblea del llamado parlamento comunal pues, evidentemente, en el lugar no había coordinador o portavoz autorizado para dar algún detalle.

Cerca de las 12, cuando algunos habían comenzado a retirarse se hicieron presente la diputado Carmen Meléndez, de la Asamblea Nacional, y el legislador regional Luís Jonás Reyes.

Este dirigió unas palabras a los presentes en las que resaltó los beneficios que el decreto de emergencia económica introducido en la Asamblea Nacional por el presidente Nicolás Maduro traería para el pueblo venezolano por las medidas contempladas en el mismo.
Igualmente calificó de negativa la decisión de la bancada mayoritaria en el parlamento negando su aprobación.

Comentarios

Comentarios