El hampa azota en dos ruedas a Barquisimeto y Cabudare #7Mar

Brian Vidal - @xeven07 | Foto: Archivo |

Los constantes robos y el nivel delincuencial al que están siendo sometidos los larenses en los últimos días, mantienen alarmados a los habitantes tanto de Iribarren como Palavecino.

Robos a cualquier hora del día se han venido perpetrando en el este de Barquisimeto y en algunas urbanizaciones de Cabudare.

El modus operandi es básicamente el mismo. Al menos dos motos con sus respectivos parrilleros someten a las víctimas a punta de pistola y van en busca de objetos personales y dinero en efectivo. A pesar de que roban a la gente de la comunidad, los malhechores no se van a esconder si no que siguen merodeando la zona en busca de otra persona a quien quitarle sus pertenencias.

Aunque es una triste realidad que viven los venezolanos desde hace tiempo, en las últimas semanas se han venido acentuando los robos tanto en Cabudare como en Barquisimeto.

En Cabudare

Ángel García periodista de esta casa editorial, fue víctima del hampa saliendo de su casa en Cabudare. Cuatro sujetos a bordo de dos motos los sometieron a él y a su novia saliendo de su domicilio en la urbanización La Ribereña. El botín fueron sus celulares y cartera con tarjetas de debito y documentos.

La hora más utilizadas para estos hechos vienen siendo las primeras de la mañana, entre las 5 y las 7.

Barquisimetanos tampoco escapan del hampa

En el este de Barquisimeto, los hechos delictivos se han incrementado vertiginosamente en las últimas dos semanas. Los sitios predilectos para el hampa organizada son la Urbanización Del Este, Nueva Segovia, urbanización El Parque, urbanización Los Libertadores, Fundalara, Club Hípico Las Trinitarias, Patarata entre otras.

En la urbanización Del Este los robos son tanto en sus alrededores como en conjuntos residenciales. Vecinos del sector han sido robados mientras esperan transporte público en los alrededores del centro comercial Sambil. Este miércoles dos motorizados robaron a dos señores que esperaban el autobús hacia el centro de la ciudad. Los motorizados se acercaron preguntando una dirección y luego le quitaron sus pertenencias. Otras personas en el sitio se dieron cuenta del hecho y lograron huir despavoridos antes de ser víctimas del par de delincuentes.

Esta situación se repite todos los días según relata Luis Arrieche, un vendedor de café que recorre el sitio todos los días. “He visto robos todos los días esta semana. A mí no me roban porque que me van a quitar?”, dice el comerciante informal.

Comercios de la zona en alerta ante los robos

La delincuencia desatada no solo roba a transeúntes, sino también a comerciantes y a taxistas del sector. Carlos Luis Moreno quien presta servicio de taxi en una línea ubicada en la zona dice que en el parqueo fueron víctimas del hampa. Hace un año fueron sometidos por dos motorizados al menos 4 taxistas que se encontraban en el parqueo. Robaron baterías y celulares, hasta un herido de bala resultó del hecho. “Desde ese momento estamos más alertas de quien pasa y quién no. Evitamos quedarnos solos en el parqueo, igualito si estamos en grupo nos pueden robar, pero nos cuidamos entre nosotros mismos”, dijo Moreno.

El común denominador en los comentarios de vecinos y comerciantes es la poca circulación de cuerpos de seguridad del estado en la zona. “Por aquí no he visto una patrulla de la policía desde hace tiempo. Pusieron unos teléfonos en la puerta de la panadería y pasaban de vez en cuando pero después que llegó la almiranta (gobernadora Carmen Meléndez) eso no se vio mas”, dijo Verónica Castillo vecina del sector.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios