Taxista fue asesinado cuando terminaba sus labores

Un sujeto que se bajó de un vehículo le disparó e hirió a Annilex Reckey Marchán Terán, él corrió 100 metros tratando de salvar su vida, pero fue perseguido, alcanzado y baleado nuevamente. En total fueron dos disparos: uno en el pecho y otro en el estómago, que lo hicieron desplomarse en el pavimento.

Vecinos de la calle 30 entre carreras 33 y 34 de El Malecón, tras escuchar las detonaciones en la parte que consideran más sana de la barriada salieron asombrados y al ver al hombre malherido, lo subieron a un vehículo particular y lo llevaron hasta la emergencia del Hospital Central Antonio María Pineda, en donde ingresó a las 9:35 de la noche del lunes, pero no aguantó las heridas y murió.

Alicia Marchán cuenta que su sobrino tenía una rutina diaria. Una vez que terminaba sus rondas en la línea de rapiditos para la cual trabajaba, se iba para donde sus padres. A las 9:08 de la noche del lunes llegó a la casa, compartió con ellos e indicó que iba donde sus suegros a buscar a su esposa Génesis Suárez, para posteriormente irse a su vivienda, ubicada en la calle 29 con avenida Libertador, barrio Simón Rodríguez.

Marchán Terán se detuvo frente a la residencia de los suegros, se bajó de su Chevrolet Malibú vinotinto y aparentemente apareció un vehículo desconocido en el cual viajaban dos personas, pero de la que se bajó una de ellas, armada. Cuenta la señora Marchán que ella cree que el taxista le vio las intenciones al hombre y quiso escapar, pero no pudo.

La dama piensa que la muerte del joven de 24 años fue para despojarlo de su vehículo y, como él corrió, lo único que lograron llevarse fue su vida.

El taxista era el segundo de cinco hermanos. Con su muerte queda una niña de un añito huérfana. Fue descrito por sus seres queridos como una persona callada, pero bastante trabajadora.

Funcionarios del Grupo de Trabajo Contra Homicidios del Cicpc Barquisimeto abrieron las respectivas averiguaciones del caso. Aparentemente el móvil que ellos están manejando es distinto al del robo, pero no descartan hipótesis alguna, pues apenas están comenzando las averiguaciones. La víctima fatal presentó un antecedente por el delito de robo agravado en 2008
Zona roja

Vecinos del sector comentan que El Malecón siempre ha tenido mala fama, pues hubo una época en que los índices delictivos en esa zona eran cometidos a granel; aunque hubo una reducción de la tasa de homicidios en ese lugar, la inseguridad continuó.

Algunos habitantes de la zona, sin identificarse por temor a represalias, comentan que en ese lugar están proliferando los distribuidores de droga y no existe patrullaje alguno en el lugar.

Manifiestan que esta semana ya se han cometido dos homicidios en la zona y temen que El Malecón vuelva a ser lo mismo que era antes. Piden a los cuerpos de seguridad que tomen las previsiones al respecto y no permitan que la delincuencia también se adueñe de esta barriada.

Cinco años de labor

Orlando Alvarado, presidente de la Cooperativa Expresos Palavecino, manifestó que la inseguridad ha arropado a los trabajadores del volante, hasta el punto de que ellos mismos toman como previsiones el reducir las jornadas laborales para escapar del auge delictivo que a diario los afecta.

Alvarado contó que Marchán Terán tenía cinco años perteneciendo a la línea que cubre la ruta Cabudare–Barquisimeto y viceversa. Aseguró que era una persona a quien no le conocía problemas y cumplidora con sus labores diarias, pues empezaba a laborar desde la mañana y culminaba a las 7 de la noche.

En lo que va de año los miembros del transporte público se han reunido en ocho oportunidades con funcionarios de la Guardia Nacio-nal, en el destacamento 47, en donde se ha tratado el tema de inseguridad y según comenta Alva-rado, son buenas las propuestas que han tenido para con ellos, pero esperan que pronto sean aplicadas, pues no aguantan la delincuencia.

Fotos: Daniel Arrieta

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios