Maduro recibe a misión de la ONU

El presidente venezolano Nicolás Maduro afirmó el miércoles que ha llegado el momento de resolver la antigua disputa territorial con la vecina Guyana y saludó el interés del secretario general de Naciones Unidas de ayudar en la búsqueda de una solución satisfactoria por la vía de la diplomacia.

“Yo creo que ha llegado el momento de resolver este asunto y dejar una hoja de ruta clara en el marco del Acuerdo de Ginebra, que es un acuerdo sabio”, dijo Maduro en un discurso televisado previo a una reunión de trabajo con funcionarios de Naciones Unidas que arribaron al país el martes como parte de sus investigaciones de ese organismo multilateral adelanta sobre la disputa territorial entre Venezuela y Guyana.

En 1966, Venezuela y la Guyana firmaron en Ginebra un acuerdo por el cual convinieron en buscar una solución práctica y pacífica a la disputa territorial, bajo el auspicio de Naciones Unidas.

“Nosotros estamos en la disposición, como lo vamos a conversar en privado, en la disposición absoluta para ir buscando fórmulas para trazar una ruta, trazar una nueva ruta que recoja lo mejor de lo que hemos hecho y nos permita avanzar definitivamente” en la solución de la disputa”, aseveró Maduro en el palacio de gobierno de Caracas.

El equipo de seis personas es encabezado por Susana Malcorra, jefa de gabinete del secretario general de la organización, y arribó a Caracas el martes después de recopilar información en Guyana para asesorar al secretario general Ban Ki-moon sobre los próximos pasos que se deben tomar.

Los presidentes de ambos países se reunieron el mes pasado en Nueva York para sostener conversaciones con la mediación de la ONU.

La disputa data del siglo XIX. Venezuela reclama el 40% del territorio de Guyana, que es rica en oro, diamantes, madera y otros recursos naturales.

El reclamo de Venezuela se enmarca en su desconocimiento del llamado Laudo de París de 1899, argumentando que mediante ese fallo Gran Bretaña despojó a Venezuela “ilícitamente” de El Esequibo al establecer de manera arbitraria los límites fronterizos de la ahora excolonia británica y este país.

Mientras Guyana está presionando a la ONU para llevar el caso a la Corte Internacional de Justicia, Venezuela insiste en resolver la disputa bajo el auspicio del secretario general de las Naciones Unidas.

El gobierno de Guyana sostiene que no quiere ya que la disputa sea manejada por un mediador de Naciones Unidas, como se ha hecho en las últimas tres décadas, por considerar que esta instancia no ha solucionado el problema.

“Agradecemos que ustedes hayan ido a Guyana y ahora vengan a Venezuela y que vayamos cumpliendo un ciclo virtuoso de conversaciones con resultados al final, ojalá muy pronto”, indicó el mandatario venezolano, quien expresó que aún pese a lo difícil de los temas a resolver “debemos coronar este momento histórico”.

Maduro ratificó la postura venezolana que en el marco de Acuerdo de Ginebra, se debe “construir una ruta que nos permita ir acercando las posiciones hacia una solución satisfactoria, aceptable, como debe ser, de asunto de carácter histórico que efectivamente de generación en generación han ido pasando y es nuestra responsabilidad, así lo creo”

En los últimos meses han surgido tensiones entre Caracas y Georgetown a raíz de las exploraciones petroleras que realiza una subsidiaria de la estadounidense Exxon Mobil, por decisión del gobierno guyanés, en un área en disputa frente a la costa norte de Suramérica.

Lea también:

Maduro: es el momento de resolver disputa con Guyana

ONU: Guyana denuncia “ambiciones expansionistas” venezolanas

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios