#OPINIÓN Reflexión en positivo: Por el bien al país a la buena brisa que nos invita a triunfar #31Ene

José Gerardo Mendoza | Ilustración: Victoria Peña |

Hasta hoy y creemos que va hacer para siempre que la brisa sigue soplando a favor del bien de nuestra patria, ya tomo su verdadero rumbo que estaba desviado en una forma incorrecta y así al mal, esta brisa vino como una bendición y como una carencia que el destino tenía con los venezolanos, y por obra de dios llego el momento de salvarla, por aquello de que no hay plazo que no se venza, ni deuda que no se pague y afortunadamente llego el momento de que el país y el bien le va ganando al mal como debe y tiene que ser y con la firme esperanza de que será sin mayores daños, como lo aspira nuestra nación si no el universo que siempre añora la paz y la democracia y que este universo practique lo que pregona y sea creativo y reforcé le fe y la esperanza de recuperar nuestra idiosincrasia propia que reza vivir en paz, en armonía y no en una permanente confrontación, vivir  o seguir viviendo bajo una enfermiza amenaza, una atropellada incertidumbre y una inseguridad atorrante, una miseria que nos persigue, una lucha por la sobre vivencia, esa es la pura realidad, que cada día se acentúa más.

Por tal con estos pocos días que la brisa está a favor del futuro del país, ya la ciudadanía se le nota un rostro más fresco y una esperanza a flor de labio, y un poder de lucha por la libertad de sus buenas y nobles costumbre que de toda mala fe se le quieren arrebatar de una forma indolente, despiadado, donde la minoría se robustece y la mayoría se desnutre, se debilita  y se muere por mengua, por ella la gran alegría y el aplauso a esta bendita  brisa que a nivel mundial devolverá la esperanza, las energías para el rescate y dignidad de todos sin dejar ningún hijo de dios por fuera, como todas las voluntades están sumadas a su aporte en positivo, no hay que olvidar a Lewis quien nos dijo el perdón es el fundamento de cualquier otro buen sentimiento, por tal si los buenos deseos es la búsqueda del bienestar para todos, debe haber un feliz punto de encuentro armónico, que no sea traumático, que no deje fisuras, ni secuelas, será la única forma de que sea una nación que invite a vivir, que recoge a sus hijos e invita hasta a los que no son suyos , y demostrar con hechos la nobleza que fue tristemente cambiado por dureza y la simpatía en antipatía, el amor en odio, la amistad en enemistad, podemos pensar que un país así se puede vivir no, los tantos buenos deseos deben fortalecer la unión cito como recordatorio a Lewis de Simede, desquitarse en el juego de los perdedores es la frustración ultima porque nos deja con más dolor que el que sentíamos al principio; entonces pensemos que el dolor más fuerte está del lado atropellado por eso nada de venganza basta ya.

Lewis el perdón es la única manera de ser justo con nosotros mismos, no dudemos de que estas lindas que soplan as y hermosas brisas también traen incluido lo que dice Lewis todos en nuestro país en el fondo lo que buscamos es una patria bella, prospera, productiva, decente, amistosa y no ofensiva, digna de admiración y no de despreció, una patria rica en todos, que se cuide, se proteja y no se dilape las grandes riquezas que dios nos regaló, un país de gente noble, cero delincuencia, corrupción, un país donde lo primordial sea la educación, la no violencia, la querencia  y no la indiferencia que regrese el respeto que no se sigan desintegrando el núcleo familiar, que regresen sus hijos a convivir y sentir el calor de su patria y sabroso abraso familiar que tanta falta hace y a la vez alimentarnos más que es manjar más rico que puede existir, que las madres y padres no sigan enviando bendiciones al aire que vuelva a sentir el abraso y el calor de su sangre y no es suspiro y la lagrima reprimida, eso es el mayor deseo de todos y seria también lo mejor ocurra grande contra el hambre, la miseria, la escases, la falta de todo sobraba todo es lo más lamentable cuando no se tiene sentido de pertenencia y no se respeta la abundancia lo que se espera es miseria y escases.

Los que producen la comida empresarios del campo, agricultores, ganaderos, quienes le ha tocado tan duro merecen una mención especial lo que han sido como la diana soportar todos los atropellos de la falta de conocimiento de los entrometidos, agricultores, ganaderos, carentes de toda experiencia que creen que con discurso desde un escritorios bien dotado pueden solucionar el problema de alimentación y sin ningún esfuerzo beneficiarse y comer sin trabajar a estos grandes y nobles luchadores que trocha y muchos han sobrevivido a todas las dificultades, el soplo de brisa y de paz, bienestar no deben tener duda que sus predios están benditos por dios y que su lucha titánica será mas reforzada y los atropellos cesaran pronto y sus energías los va ser más madrugadores por ser sus productos sagrados, que todos necesitamos sin duda de que este universo de productores, es una especie aparte que ha sabido capear es temporal como los músicos del titanic , esa es Venezuela todos unidos por una patria solvente en todos sentidos .

Ahora más que nunca el campo es la solución, unidos todos por la Paz, la Convivencia, el Respeto y la prosperidad de nuestro país…

José Gerardo Mendoza Durán

[email protected]

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios