#OPINIÓN Se busca un emprendedor: Simplificar #13Ago

Italo Olivo | Ilustración: Victoria Peña |

“Por la simplicidad que se encuentra a este lado de la complejidad, no daría ni un centavo, pero por la simplicidad que se encuentra en el otro lado de la complejidad, yo daría mi vida”

Oliver Wendell Holmes

Lo que quiere significar con esta frase el famoso Oliver Wendell Holmes, es que nuestra concepción inicial de un producto o un proyecto es muchas veces clara y simple, entonces en la mitad del proyecto las cosas se vuelven casi irremediablemente complejas.

Entonces la mayoría de la gente nunca sale del bosque.

Pero en raras ocasiones, un visionario como Steve Jobs tiene una visión clara para lograr la simplicidad y la elegancia, y perseguir tenazmente esto hasta el final.

Será inevitable, que más tarde que temprano, alguien vendrá y revolucionará la industria donde cada uno se desenvuelve. Normalmente como ha pasado anteriormente será un outsider. Lo que sucede es que raramente vemos llegar a los outsiders, cuando ya es demasiado tarde.

Simplificar, es un atajo al negocio exacto que cambiará el juego de cualquier industria.

Richard Koch, coautor del libro “SIMPLIFY”, nos comenta en su libro, que aplicando el modelo del principio de las estrellas, creado por el Boston Consulting Group, en sus inversiones, en los pasados veintitrés años, él vio crecer su dinero, invirtiendo en 16 Startups o empresas Jóvenes, de las cuales ocho de ellas le han devuelto cinco veces su capital original. El ahora invierte solamente en aquellos negocios que son estrellas según el modelo o tienen el potencial para convertirse en estrellas en su mercado particular.

Existe sin embargo un problema. El principio de las estrellas te dice, si un negocio existente es actualmente una estrella. Pero no te dice cómo crear un negocio estrella, ni cómo superar al líder del mercado, en un mercado de alto crecimiento y convertirse así en una estrella.

Entonces por sus investigaciones, encontró otro principio que le puede contar a los emprendedores cómo hacerlo y con un alto chance de éxito, el mismo se llama “SIMPLIFICAR”, un negocio y su mercado.

En el caso de, Greg Lockwood el coautor del libro “SIMPLIFY”, quien también su trabajo es invertir en los negocios, confiesa que es un profesional escéptico. Instintivamente, no le gustan mantras simplistas y la última moda de gestión. Dice estar predispuesto a pensar que existen muchos detalles y matices requeridos para lograr que un negocio sea exitoso y las personalidades que dirigen una nueva compañía, son todos importantes. Piensa que en los negocios, ser generalmente correcto y decisivo, generalmente produce mejores resultados que tomar el tiempo para descubrir que es perfectamente correcto.

Por otro lado señala, que la simplificación de los negocios, reduciendo la innovación a dos estrategias alternativas probadas en la práctica, es una extensión natural del Richard Koch 80/20 y el principio de las estrellas.

El simplifica la práctica de estrategias tanto como el arte de hacer negocios
simples y altamente efectivos.

Definitivamente, una atracción final del tema es que se trata de innovación en su esencia más importante. A menudo pensamos en innovación como invención. Hay justamente un culto del inventor: después de todo, se necesita una persona muy especial para extender los límites del conocimiento, crear algo fresco o para vencer un problema sin resolver.

Italo Olivo

www.iolivo.com

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios