Cardenales gana y sigue en el primer lugar

Francisco Vega Riera | Cortesía |

Aunque con algo de sufrimiento en el cierre, los Cardenales de Lara (28-22) tendrán un feliz retorno a Barquisimeto como líderes de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP) 2016-2017 y con un récord positivo de 3-2 en su gira lejos de casa, al someter a los Tigres de Aragua (20-25), 5-4, en el estadio José Pérez Colmenares.

Un inspirado Raúl Rivero (5-1) llegó a 24 aperturas consecutivas de cinco o más entradas con un impecable trabajo de 7.0 innings en los que toleró tres indiscutibles sin carreras con cinco ponches y una base por bolas, mientras que su efectividad bajó a 1.97 para convertirse en líder de la liga.

Habría logrado blanquear a los bengalíes de no ser por el descalabro del relevo. Luis Dorante tuvo que utilizar a otros seis brazos para sacar seis outs después de que Rivero se ocupase de los otros 21.

El otro gran aliado por estos días -el bateo- no faltó a la cita y con una docena de imparables –acumulan 90 en los últimos siete juegos- señaló el camino a la victoria. Cardenales juega para 18-4 cuando su ofensiva pega 10 o más hits.

Ildemaro Vargas pegó dos hits y trajo a dos compañeros a home, Jairo Pérez remolcó otro par y Jesús Montero, Manuel “Manny” Piña y Carlos Rivero conectaron dos imparables cada uno. El brasileño Paulo Orlando extendió a 11 sus partidos consecutivos con al menos un hit.

Cardenales bombardeó al abridor y perdedor Yohan Pino (3-2) al fabricarle tres carreras en el segundo tramo, producto de un hit de dos carreras de Jairo Pérez con las bases llenas y dos outs (2-0) y un hit de Ildemaro Vargas (3-0).

No fue el partido más afortunado para los Tigres, que en el quinto vieron como el umpire Mayhue Edwards expulsaba al piloto Eduardo Pérez y al bateador Avisaíl García por protestar la zona de strike y les tocó sustituir al lastimado Dariel Álvarez por Alberto Callaspo.

Un inning más tarde, los pájaros rojos anotaron la cuarta cuando Ildemaro Vargas empujó su segunda anotación de la noche para poner el juego 4-0.

La quinta carrera llegó en la parte alta del séptimo capítulo ante el relevista Iván Hernández, esta vez gracias a un cohete remolcador de Héctor Giménez con el que Rangel Ravelo anotó (5-0).

La salida de Raúl Rivero fue sinónimo de suspenso. En la parte baja del octavo, ante el zurdo Ángel Calero, Edgar Durán y Alberto Callaspo pegaron hits consecutivos. Dorante mandó a Tiago Da Silva a lanzar y Jairo Rodríguez llenó las bases al embasarse por error en fildeo de Juniel Querecuto. Entonces Carlos Peñalver bateó para doble play 64-43 y anotó Durán (5-1). Carlos Tocci siguió con cohete al left para remolcar a Callaspo (5-2) y fue el zurdo Robert Carson quien apagó esa amenaza.

En el noveno fue Yoervis Medina quien vino por el rescate pero se complicó al sacar solo un out, otorgar dos boletos y permitir un hit. Jesús Sánchez entró con las bases llenas y al primer pitcheo recibió hit de dos rayitas de Alberto Callaspo (5-4), quien en la jugada fue out en primera, vía 934.

El emergente José Rondón negoció boleto y le tocó al dominicano Melvin Mercedes dominar al emergente Guillermo Quiroz para su primer rescate. Cardenales recibirá esta noche a las 7.00 a los Caribes de Anzoátegui en el estadio Antonio Herrera Gutiérrez de Barquisimeto.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios