Buenas prácticas de supervivencia para la batería en Android

Uno de los temas recurrentes en los móviles Android es el consumo de batería. Y aunque los fabricantes tienen que seguir dando pasos para mejorar este aspectos de sus terminales (tanto a nivel hardware como software) existen una serie de trucos para que nos dure más.

Algunos de estos consejos y trucos son obvios, otros no tantos. Algunos son para todo el mundo, otros quizá no. Pero si sabemos por donde flaquean nuestros dispositivos al menos tendremos mejores formas de evitar quedarnos sin batería antes de que acabe el día.

Configuración de pantalla

Uno de los elementos que más batería consumen es la pantalla. De hecho se puede comprobar en Ajustes-> Batería. Casi siempre el elemento que más consume es la pantalla encendida, y cuanto más brillo más importancia tiene.

Siempre deberíamos usar el brillo más adecuado para cada situación. Para muchos esto puede ser poner el brillo en automático, pero realmente esta configuración gasta bastante ya que el sensor de luz está funcionando continuamente. Es mejor tenerlo en manual y variarlo cuando sea necesario, y siempre tenerlo bajo.

También podemos configurar el tiempo de encendido de la pantalla cuando dejamos de interaccionar con el terminal (Ajustes->Pantalla-> Suspender después de). 30 segundos o 1 minuto nos ayudarán a reducir el tiempo de encendido y por tanto a extender el tiempo de la batería.

Conexiones de red

Aunque mucha gente piensa que el Wifi gasta mucho realmente gasta menos batería que cuando la conexión de datos es por red móvil. Así que siempre que sea posible hay que conectarse a Internet por Wifi, no por red móvil.

Otra cosa que gasta mucha batería es cuando el móvil tiene poca cobertura, ya que usa más potencia para comunicarse con las estaciones base. Por tanto si nos encontramos en situaciones de poca cobertura es preferible poner el modo avión (y activar el wifi si necesitamos datos).

Aplicaciones

Muchas aplicaciones gastan batería en segundo plano debido a que tienen servicios activos que usan recursos. Esto lo podemos ver en Ajustes->Batería. Si vemos alguna aplicación que gaste mucho y es prescindible, es mejor desinstalarla. Si no puede ser, al menos hay que detener los servicios si no la necesitamos corriendo en segundo plano (Ajustes->Aplicaciones->Servicios en ejecución).

También hay una forma de hacer que las aplicaciones que están continuamente conectándose dejen de hacerlo y es detener la sincronización. Para ello basta con ir a Ajustes -> Cuentas y sincronización y desactivar las cuentas que no queramos.

Un servicio que gasta mucho es el de localización (GPS). Por tanto si no necesitamos saber en todo momento donde estamos es mejor deshabilitar esta función de nuestro Android (Ajustes -> Ubicación).

Si ya tenemos poca batería…

¿Y qué pasa si la batería empieza a agotarse? ¿Qué podemos hacer? Lo más fácil si tienes Lollipop es activar el modo de ahorro de energía, funciona bastante bien aunque lo normal es que dejes de recibir notificaciones (por ejemplo de Whatsapp si no la tienes abierta). Esto se puede hacer cuando nos aparece el mensaje de batería baja o en Ajustes -> Batería -> Modo de energía.

También es bastante efectivo bajar el brillo al mínimo, poner el móvil en uso exclusivo de 2G (Ajustes-> Redes móviles -> Tipo de red preferida) y desactivar el GPS. Si no tienes Lollipop entonces también puede ayudar desactivar la sincronización de todas las aplicaciones de forma temporal, por ejemplo desde el widget de ahorro de energía.

Bonus: carga más rápido tu móvil

Otro truco para no quedarnos sin batería es cargar de vez en cuando el móvil. No degrada la vida útil de la batería e incluso puede mejorarla, ya que no conviene llegar muy a menudo a niveles más bajos del 10%.

Cargar rápido el móvil cuando tienes un enchufe cerca es conveniente. Para ello es mejor usar con un cargador de buen amperaje (por ejemplo 2A) que utilizar uno de 500 mA o directamente el puerto USB de un ordenador. Para mejorar la velocidad de carga es conveniente apagar el terminal o poner el modo avión.

Si tenéis 30 minutos todos los días cerca de un enchufe es buena idea hacer esto, poner el modo avión y enchufarlo. Así llegaremos al final del día con buen nivel, sin preocuparnos mucho y la batería se degrada menos con el uso.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios