Noche de lujo para Raúl Rivero

Alfonso Saer | Archivo |

Raúl Rivero volvió a ser dominante con su característica de crecer a medida que los juegos avanzan. Un ponche cantado a Sean Burroghs liquidó la amenaza de dos a bordo en el primero y un triple de Luis Sardiñas en el tercero le aplicó el único daño en el choque. Probablemente iba por más, pero la lluvia detuvo su trabajo en cinco y dos tercios. La efectividad del cumanés está en 2.00 y sigue destacando como uno de los ases abridores del campeonato. En total espació cinco hits. Rivero y sus relevistas deben agradecer la excelente defensa de Cardenales. Comencemos con una atrapada sensacional, de espaldas, saltando con una mano, a cargo de Paulo Orlando en el octavo, cuando La Guaira intentaba sublevarse frente a Richard Castillo, Maikol González en el cuarto, Silva con un gran tiro desde el leftfield para liquidar a Cabrera en intento de doble en el sexto, y Noriega desde el hueco tras una rolata de José Martínez que requirió revisión televisiva. Todo eso coronó una noche de lujo para el club que mejor juega al campo en el torneo. En el ataque sobresalió la yunta de noveno y abridor. Silva y González se aliaron en el tercero y el quinto para producir dos, junto a cañonazo de Ravelo, todo ello más que suficiente para la victoria. Las otras entraron por un error del jardinero Arroyo, dejando caer un fácil globo con dos en bases en el séptimo. Entre Silva, González y Vargas sonaron siete de los doce inatrapables del bando local. Dorante le entregó el octavo a Richard Castillo, salvado por el engarce de Orlando, y luego se vio fuerte, controlado el debutante Peter Tago, llamado a ser el cerrador del club en lo sucesivo. Su recta se nota lo suficientemente buena para ejercer el cargo de taponero.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios