Frontera entre Venezuela y Colombia sigue cerrada

Juan B. Salas | Foto: O. Azuaje |

Abrir la frontera entre Venezuela y Colombia, de forma integral y sin restricciones y realizar una reunión entre el Banco de la República del vecino país y el Banco Central de Venezuela, para definir el tipo de cambio en las casas de cambio fronterizas, son decisiones que se deben tomar de inmediato.

Así lo señaló Daniel Montealegre, representante de la Cámara de Comercio e Industrias de Ureña, estado Táchira, quien ratifica que el Ejecutivo venezolano viene tomando algunas decisiones que no resuelven la crisis en la zona fronteriza, sobre las consecuencias, pero no sobre las causas que la provocan.

Precisa que las autoridades nacionales y regionales, están tomando medidas para paliar un poco la situación en la zona fronteriza, uno es la creación de las casas de cambio, señalando que en el estado Táchira se han abierto dos sucursales de una conocida casa cambiaria que opera desde Caracas, y se atiende exclusivamente a personas naturales.

Allí no tienen acceso las personas jurídicas para adquirir ningún tipo de bienes, además los montos que están aprobados para hacer estas operaciones alcanzan solo a 500 dólares mensuales, afirmando que de esto no se está beneficiando ni el sector industrial ni comercial.

Asegura Montealegre que las casas de cambios deberían estar operando a lo largo y ancho de todo el país, y no en sitios muy puntuales en las fronteras, lo que hace al sistema totalmente inoperante y no llega a cumplir el objetivo que busca alcanzar el Estado en cuanto a regularizar el precio de la divisas, nadie sabe cómo se han fijado los marcadores.

Estima que se debe concretar una reunión entre los representantes del Banco de la República de Colombia y del Banco Central de Venezuela, ya que los técnicos son los que tienen que resolver este tema y dictar medidas que logren el objetivo de lograr la normalización del mercado.

Por otra parte, advierte que la frontera con Colombia sigue cerrada, el tránsito de personas durante el día, es en un horario restringido y el tránsito de carga es aún más restringido porque es entre las 8:00 p.m. hasta las 12:00 m., una vez que culmina el tránsito de personas, además es solo por el puente de San Antonio del Táchira.

Advierte que aun cuando las aduanas están activas, realizando todas las operaciones de nacionalización, el intercambio comercial está muy afectado, lo cual a su vez tiene un impacto negativo entre todos los pobladores y las comunidades del estado Táchira.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios