Ángel Alvarado: Medidas del gobierno son un “paquetazo” y una emboscada para el pueblo #28Ago

Juan Bautista Salas | Foto: Archivo IMP |

Las medidas de ajuste económico anunciadas por el gobierno, hace una semana y media, constituyen un “gran paquetazo” que más bien parece una “emboscada” para el pueblo, no va a resolver el problema de la hiperinflación, tampoco los demás graves problemas del país, aseguró el economista y diputado, Ángel Alvarado.

Destaca que estas decisiones solamente están perjudicando a la gente, mientras la inflación, que erosiona en forma brutal el poder adquisitivo del salario de los venezolanos, se mantiene y se profundizará en la medida en que se continúe con la emisión de dinero inorgánico, para poder cumplir con las nuevas obligaciones salariales impuestas por el Ejecutivo en forma inconsulta y unilateral.

Considera igualmente que no es posible que se pretenda obligar a las empresas a bajar los precios, cuando como consecuencia de la hiperinflación, las estructuras de costos de las empresas se están modificando todos los días, de allí que la gran mayoría de los comercios no hayan abierto nuevamente, advirtiendo que no abrirán sus puertas mientras se mantenga la persecución, afirmando que la crisis económica del país, no se resolverá metiendo presos a los empresarios, por el contrario con esto lo que se logra es que haya una mayor escasez y desabastecimiento.

Ratifica que el Gobierno no termina de entender que históricamente, la política de controles, solamente genera distorsiones en la economía, indicando que fue suficiente que se publicaran “los precios acordados” de los 25 productos para que los mismos desaparecieran, en su gran mayoría del mercado, porque es evidente que nadie quiere trabajar a pérdida.

Admite que estas medidas del Gobierno no tienen otro objetivo que terminar de destruir lo poco que queda del sector privado, recordando que lo que estamos comiendo lo producen las empresas privada, al igual que las medicinas y otros bienes y servicios, ya que el Gobierno ya no tiene los recursos para importarlas, como antes lo hacía gracias a la renta petrolera totalmente menguada, por la caída tanto de los precios en los mercados internacionales, como de la producción interna de hidrocarburos que en los últimos meses ha venido registrando un descenso en “caída libre”, indicando que otra de las variables que se va a incrementar en forma exponencial, son los niveles de desempleo en todo el país, porque muchas empresas y comercios no podrán cumplir con las nuevas obligaciones salariales.

El parlamentario estima que el sector privado venezolano, ahora más que nunca tiene que mantener una posición firme, en defensa de sus principios e intereses, siempre dentro del marco democrático y de respeto a los principios establecidos en la Constitución, ante la clara intención del Estado venezolano, de continuar apretando el cerco a su alrededor para debilitarlo y ponerlo de rodillas.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios