Calles del Este también requieren atención

Manuel Yépez | Edickson Durán |

Este lunes 6 de febrero, Elizabeth de Rojas, administradora de Residencias Las Clavelinas, denunció ante el diario El IMPULSO que en la esquina de la Urbanización El Parque, calle los comuneros, manzana 1 entre calles 2 y carrera B2, se registra un bote de agua potable desde hace tres meses, y los entes de Hidrolara no se han avocado a resolver la situación.

“El problema no es de ahora, el problema es de hace mucho tiempo pero quizá pasa desapercibido por la proximidad que tiene con la alcantarilla; no obstante, nosotros acá en la urbanización, como sabemos que es agua potable y corremos el riesgo que nos estén cobrando por esa afluencia de agua, hemos denunciado el brote en dos oportunidades ante la línea 0-800-4437652 de Hidrolara pero aún no hemos obtenido respuesta”, así lo enfatizó Rojas al precisar que los reportes están registrados con los números 393385 y 393931 respectivamente.

Por otra parte, indignada por la falta de atención, de respuestas y soluciones inmediatas, Rojas hizo un llamado a Hidrolara para que mejoren su sistema de atención al cliente y/o lo eliminen si no van a hacer uso adecuado del mismo. Para ella, “es inconcebible que pongan un sistema como ese al servicio de la comunidad pero al momento de usarlo lo ignoran, lo pasan por alto y las respuestas caducan en el tiempo”.

“Queremos soluciones ya, da lástima como se desperdicia el agua y aún no tenemos certeza si  ese bote nos lo están cobrando en nuestros recibos (…) actualmente nuestra factura por agua es de 186 mil bolívares y cada día aumenta más”, así enfatizó la administradora que también aprovechó la oportunidad  para denunciar un cambio de medidor en la residencia pues “nosotros lo solicitamos durante el 2015 y hasta la fecha seguimos esperando”

 

Bacheo y oscuridad prominente

Por otra parte, al visitar y observar el problema de agua que afecta a este sector, varios vecinos aprovecharon y denunciaron que la zona tiene grande problemas de bacheo en el asfalto y poco alumbrado eléctrico. Uno de ellos fue el señor Franklin Rojas quien aseguró: “por aquí hace mucho tiempo que no asfaltan, por eso las calles están así, cada vez hay más huecos y nadie los atiende, pareciera que se han olvidado de nosotros”.

Una afirmación que fue reforzada por Rafael Meléndez, otro vecino del sector, quien agregó con molestia e indignación: “ya nosotros ni siquiera nos tomamos el tiempo de llamar a denunciar porque aquí todo el mundo hace caso omiso a los problemas del pueblo, ya es normal que tengamos las calles llenas de cráteres y los bombillos quemados, pero nadie hace nada, ojalá eso cambiara, pero no sabemos cuándo será”.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios