Disminuyen compradores en el centro de Barquisimeto

[email protected]

La crisis económica que atraviesa el país ha incidido considerablemente en las prioridades de los ciudadanos. En años anteriores, cualquier día de la semana era idóneo para recorrer el centro de Barquisimeto y comprar diversos artículos, entre ellos, ropa, calzados, electrodomésticos, artículos para el hogar y juguetes.

Hoy día las prioridades para quienes transitan por el centro de la ciudad, principalmente por la avenida 20, son comida, productos de aseo personal y pañales.

“Desde aproximadamente hace dos años para acá es imposible ocultar esta soledad en las tiendas. Ciertamente, se ven grupos de personas en determinados establecimientos, pero es únicamente para comprar artículos de primera necesidad. En la actualidad la gente dejó de darse lujos y consentirse”, expresó Mariana Briceño, quien labora en un local que expende calzados.

Mientras, Julio García, propietario de una tienda de ropa, manifestó:

“Indiscutiblemente la afluencia de compradores ha disminuido producto de la misma situación del país. Los ingresos que se perciben en la actualidad no le permite al venezolano invertir por ejemplo en vestimenta o en zapatos. El dinero que entra en los hogares es justamente para cubrir las necesidades básicas, lo demás es lujo”.

Por su parte, Mirian Asuaje, encargada de un establecimiento de bisutería, sostuvo que la mayoría de las personas que se acercan al local se limitan a mirar las vitrinas más no a comprar. “Es muy lamentable toda esta situación porque no solamente se ven afectados los dueños de los comercios, los trabajadores también, ya que si no se vende la mercancía dejan de ganar comisiones. O peor aún, si el negocio cierra definitivamente sus puertas los empleados quedarían en la calle”.

A juicio de Yolanda Camaro, dueña de una tienda de equipos celulares, las pérdidas que han tenido los comerciantes del centro de Barquisimeto durante este 2015 son altas. “Podría afirmar que hemos tenido una disminución de las ventas en 50%. Los empresarios tratamos de ser optimistas, pero no deja de preocuparnos esta terrible crisis”.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios