Familias temen por derrumbe de cerro en 13 de Abril

En la noche de este miércoles, los habitantes de una zona del barrio 13 de Abril, ubicado al costado de la avenida Nectario María (conocida como Ribereña) sintieron la fuerza de las lluvias cuando, una vez más, el suelo del cerro ubicado en la parte posterior de sus casas, empezó a deslizarse y afectar parte de sus modestas viviendas.

El barro ingresó por parte de las residencias y empujó las paredes de zinc de los ranchos, afectando a los integrantes de la familia Méndez Torrealba, integrada por más de diez personas.

Carmen Méndez, una de las personas que comparten dicha casa, explicó que el agua los afecta cada vez que llueve y señaló que en pasadas ocasiones, autoridades regionales de Protección Civil, además de representantes del poder Ejecutivo regional, les han indicado el riesgo que corren allí, sin proponerles una alternativa a la de mudarse sin ninguna clase de ayuda.

“Todos los años luchamos con esta situación, somos más de 10 familias las afectadas”, indicó la vecina. “Hace días vino el coronel Héctor Vargas (PC) y nos dijo que nosotros sabíamos qué hacer y no nos podían ayudar”.

Entre los habitantes se encuentra la señora Méndez, quien es la mayor de la familia y sufre de diabetes. Ella indicó que en la noche empezaron a escuchar cómo “sonaba la tierra que se movía y pegaba con las paredes de la casa”.

Los afectados indicaron que desde hace un tiempo solicitan la ayuda a las autoridades regionales, específicamente a Henri Falcón, a través de la Fundación Regional para la Vivienda (Funrevi), sin embargo no han obtenido ayuda.

Reconocieron que vecinos fueron ayudados cuando desalojaron a las familias de los alrededores, “pero diez familias quedamos desamparadas”.

En este sentido, piden a Luis Reyes Reyes, presidente de Corpolara, que los visite, constate la situación y les dé una pronta solución para no correr más peligro con las lluvias.

 

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios