Policías y bomberos velarán por seguridad en visita de la Divina Pastora a la ciudad

Pacífico Sánchez | Foto: Archivo |

Tanto funcionarios policiales como efectivos bomberiles del municipio Iribarren están ya dispuestos para velar por la seguridad de las personas que, mañana jueves, acompañarán a la Divina Pastora en su visita extaordinaria, desde la iglesia Claret, en la carrera 19, diagonal a la plaza Macario Yépez, hasta la Catedral, en la avenida Venezuela, entre las calles 29 y 30, de esta ciudad.

Esta movilización ha sido autorizada por las autoridades eclesiásticas para llevar a cabo una jornada de oración ante la aguda crisis política, económica y social que se ha extendido por todo el país y ha traído como respuesta por parte de la sociedad civil de una protesta sin límite contra el sector oficial por no atender los reclamos y desatar una brutal represión militar y, además, estar planteando una Asamblea Nacional Constituyente, que agravaría mucho más la situación que afecta a la mayoría de la población.

El alcalde Alfredo Ramos ha declarado día no laborable el jueves, decisión que también ha sido apoyada en sus respectivas jurisdicciones por sus colegas de Palavecino, José Barreras, y de Jiménez, José Gregorio Martín.

El Cuerpo de Bomberos, informó el primer comandante de esa institución, Edinson López, ha dispuesto un plan estratégico para garantizar la seguridad de los feligreses que acompañarán a la venerada imagen.

A tal efecto, serán desplegados 50 efectivos bomberiles a lo largo del recorrido de aproximadamente 4 kilómetros, desde su punto de partida, la iglesia Claret. Entre los sitios de concentración figura la avenida Venezuela con Morán y, por supuesto, en la Catedral.

Habrá ambulancias y un equipo de motorizados para cualquier contingencia que se pueda generar en el trayecto.

La imagen llegará a las cuatro de la tarde de este miércoles a la iglesia Claret, donde pernotará; pero, el plan estratégico de los bomberos comenzará a las siete de la mañana, dos horas antes de que se inicie la procesión, prevista para las nueve de la mañana. Y, por supuesto, se mantendrá hasta que haya concluido la procesión.

Han sido articulados unos puntos de hidratación con una unidad en la iglesia Claret, que se irá desplazando en todo el recorrido.

López le recomendó a los feligreses no usar ropa oscura porque el sol es muy fuerte y calzado ligero. Por su parte, Héctor Medina, supervisor jefe de la Policía Municipal, dio a conocer que la participación de esa institución será de 180 funcionarios, quienes tendrán a su cargo la seguridad de las personas que se movilizarán. Se desplegarán también 12 motorizados y 6 unidades patrulleras.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios