FOTOS: Exprefecto de Sanare es ejecutado en las montañas

Karina Peraza Rodríguez  | Fotos: Ángel Zambrano |

Euquerio Rafael Godoy Martínez, de 65 años de edad, fue conseguido sin vida, luego de ocho días de desaparecido. Al hombre le robaron su camioneta y fue asesinado, en el caserío Guapa de Sanare, municipio Andrés Eloy Blanco, del estado Lara.

La víctima fatal era muy conocido en la población, fue exprefecto de Sanare, era de los Golperos de Zaragoza.

Estaba desaparecido

Godoy Martínez residía en pleno centro de Sanare, diagonal a la Concha Acústica en el centro de Sanare, municipio Andrés Eloy Blanco. El 28 de diciembre se disfrutó Las Zaragozas, bailó y tocó en ella.

Los siguientes días se comunicó con sus hijas como lo hacía de forma constante les habría dicho que se verían después de año nuevo e iría a Barquisimeto de pasajero, porque los cauchos de su camioneta no estaban muy buenos para viajar.

A otra de sus hijas le comentó que tenía un viaje pendiente para Barinas, pero no le indicó a nadie para cuando.

El sábado 30 de diciembre salió de su casa, sólo se comunicó y dijo algunos que tendría que buscar a una joven en Barquisimeto, sin dar mayores detalles. Al día siguiente de no aparecer sus hijas se alarmaron, pero aún así esperaban que se comunicara.

“Cuando nosotros le preguntábamos cuándo regresaba, él nos respondía: lo sabrán cuando me vean llegar”, así lo indicó una de sus hijas que manifestó que su padre era muy reservado con sus cosas, mientras un yerno confesó que era bastante enamorado.

Las hijas comentaron que lo más que su padre había llegado a perderse era tres días, siempre se comunicaba, pero ya estaban angustiados porque no sabían de él, además que lo llamaron en reiteradas oportunidades y el celular estaba apagado.

Este lunes reportaron el hallazgo de un cadáver, en la laguna Pozo Azul, ubicado en el caserío Guapa, estaba en estado de descomposición, estaba oculto en una zona boscosa, a la que los funcionarios del Eje de Homicidios del Cicpc Lara llegaron caminando por más de media hora.

Su cuerpo fue trasladado hasta la morguecita de Barquisimeto.

Los familiares de Godoy Martínez se enteraron del hallazgo y viajaron con la esperanza de que no fuera su ser querido. En las afueras de la morguecita estaban las hijas, quienes nerviosas indicaban que tenían sospechas.

Recordaron que su padre era una persona alegre, amable, que se dedicaba a hacer el transporte de algunas personas en la comunidad y era bastante colaborador con la gente del Consejo Comunal, no pertenecía a ninguna tolda política, pero era muy conocido y querido por el pueblo.

Un tiro

Una vez que los funcionarios del Cicpc y el médico forense llegaron al lugar, comenzaron la autopsia y determinaron que la persona que allí estaba había sido asesinada de un disparo en la región frontal con salida en la parte izquierda de la cabeza.

Tras unas revisiones constataron que efectivamente el cuerpo que allí estaba era el de Godoy Martínez, al que reconocieron por una platina que presentaba la víctima en su mandíbula, pues hace cuatro años atrás había tenido un accidente en una bicicleta en el cual se fracturó la mandíbula y la cabeza, pero se repuso de ello.

Sin la camioneta

Sobre las posibles causas del crimen hasta ahora los funcionarios manejan como un robo, pues la víctima fatal salió en su camioneta una Toyota, Samuray vinotinto y la misma no fue localizada, presumen que sus homicidas lo despojaron del vehículo.

Es de resaltar que Godoy Martínez hace exactamente un año fue víctima de un secuestro, a él lo amordazaron y lo golpearon dejándolo por la vía Caspo y luego de presuntamente pagar el monto requerido por los delincuentes, la camioneta la encontró abandonada en la vía a El Tocuyo, hasta ahora desconocen si este hombre había sido objeto de otras extorsiones, pero los sabuesos indagan sobre estas pistas.

Delincuencia

Los habitantes de Andrés Eloy Blanco, están alarmados ante tal suceso, indican que en la semana al menos dos a tres personas en su mayoría agricultores o productores son víctimas del robo de sus vehículos, además son secuestrados, robados y hasta extorsionados, denuncian que es mucha la delincuencia que está escondida en medio de las montañas y no existe autoridad alguna que acabe con ella a pesar de las múltiples denuncias que existe, no se quieren identificar, pero aseguran que la GNB y Polilara hasta ahora no ha hecho nada y el nuevo alcalde ni se ha molestado en solventar el tema de seguridad en el poblado.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios