EXTRABASES por Alfonso Sáer

LA Guaira no gana un campeonato desde hace 26 años (85-86), la dilación más prolongada entre los equipos con un mínimo de cuatro décadas en la liga. Zulia, Lara y Magallanes triunfaron en los certámenes del 2000 al 2002, pero luego han estado ausentes del podio de los victoriosos de manera reiterada. Bravos, obvio, es el único contendor actual que no sabe lo que es disfrutar el momento glorioso de finales de enero… SE entiende que hay urgencia de resultados, las aficiones reclaman. Por supuesto, ninguna como la de los Navegantes, dueños del  mayor respaldo masivo  en el país. Ellos son algo así como los Yankees regionales, por sus fieles seguidores y el dinero que producen. No son empresa sino fundación. Así las ganancias económicas están en un segundo plano. La orden es buscar la cima a costa de lo que sea. Por eso la transacción de Carlos Zambrano no causa sorpresa. Le darán al Toro lo que pida y carece de importancia que Caribes les haya quitado a Johermyn Chávez, eterno prospecto que no carbura, y al joven catcher Mark Malavé. El asunto es para ya. A saber, claro, si el diestro todavía puede sacar outs en un circuito donde los más encopetados sufren y los menos promocionados brindan una que otra sorpresa. Si las trompetas suenan como se anuncia, la escuadra marina tendrá un auténtico equipo soñado en diciembre… EL campeonato tiende a fraccionarse. Magallanes se descuelga (20-11) mientras Zulia y Caracas son los otros planteles que sobran los quinientos. En un torneo en el cual los rostros cambian radicalmente con cada semana y los resultados varían insospechadamente, nada debe anticiparse, pero la lucha por el quinto será ardorosa, impredecible, muchos por esa casilla… LOS “caballos”, mientras, asoman sus virtudes. El domingo casi se cae el “Luis Aparicio Ortega” por el cuadrangular de Gerardo Parra en el noveno para dejar en el campo a los Tiburones, 9-7. Un final que, ni preparado, se lo estaban imaginando los aficionados naranja.

ESTAMOS en la mitad exacta. Seis semanas jugadas y la misma cantidad a la vista. En Valencia saben, por experiencia propia y cercana -el derrumbe del año pasado- que ninguna ventaja es buena hasta que resulta insuperable. En Aragua, por contraste, la situación es tan crítica que perdieron al estelar Seth Etherton. El registro (12-19) no parece tan alarmante si se observa que el cuarto, Caribes, solo tiene tres derrotas menos. Esa es la casilla que mata, la que define. En la LVBP todos asumen que a los bengalíes no se les puede dar la mano para que salgan del pozo. Terminan ahogando al resto… NOVIEMBRE es el mes de la transición, los arribos y las deserciones. Quienes tengan una buena segunda avanzada -entre criollos e importados- tragarán más grueso. Pero, sin dudas, será el aporte de los nativos el que decida, marque diferencias. Los dos grandes, Caracas y Magallanes, llevan ventaja en eso. Desarrollan mayor caudal. Pero hay equipos que van más allá de lo que lucen. Uno detecta lo que muestra Caribes sobre el papel y comprende que en el terreno Alfredo Pedrique le saca un provecho sustancial a su tropa. Es fácil intuir que quien consiga ahora mismo un pitcheo foráneo decente tendrá chance ingente de meterse en el banquete de enero. Por eso es que la profundidad entre los tiradores de casa, si es que alguien la obtiene, resulta fundamental para albergar pretensiones de largo alcance… ARAGUA nos llama la atención por su material nacional en renovación. Hablemos, por ejemplo, de José Martínez, Oswaldo Arcia y Carlos Colmenárez. Entre los tres suman diez cuadrangulares y son el corazón ofensivo del club, cuyo único importado de posición, Jae Hoon Ha, batea .238. Bailey sabe lo que hace. Y sabe hacer generaciones ganadoras.

LA LVBP debe implementar medidas para abreviar los juegos. Abundan los careos de nueve innings con más de cuatro horas de duración. Entendemos que tantos cambios de pitchers -hasta 17 o 18 serpentineros por encuentro- influyen incisivamente en la tardanza, pero, por ejemplo, hay que apurar a muchos bateadores que se toman minutos en un turno. El entreinning debe ser más breve. El tedio nos invade y el espectáculo merma en calidad… LOS Tigres no solamente han ganado seis campeonatos en el milenio naciente. En el “Pérez Colmenárez” se observan detalles de gran organización, con mucho mercadeo. Lo han convertido en un escenario limpio, agradable. Es una escuadra modelo… AFORTUNADAMENTE el MVP de Miguel Cabrera echó por tierra el exabrupto que circulaba en los medios sobre los aparentes argumentos que le habrían dado a Mike Trout una mayor votación. Los juegos se ganan con carreras y quien más empuje siempre tendrá la primera opción para ese lauro. Usted puede conseguir un buen centerfielder en muchas ligas. Los que ganan la triple corona salen, por lo visto, cada cuarenta años. La sabermetría es un menú que se debe degustar con calma para no atragantarse. Es una buena herramienta, pero hay cosas que no se miden por ahí… SI Carlos González recibe el difícil permiso para uniformarse de águila, en Maracaibo tendrán en los jardines a CarGo, Parra y Mastroianni. Outfield de etiqueta… JEFFREY Loria, dueño de Florida, no anda por los rincones. Arma y desmantela un club con rapidez inusitada. Hizo una prueba con agentes libres caros, no resultó y comenzó la poda con Oswaldo Guillén. De golpe y porrazo se quitó a Reyes, Bell, Buehrle, Johnson, Ramírez, Aníbal Sánchez y Omar Infante. Invirtió 200 millones de dólares infructuosamente y perdió 93 juegos. Está en su derecho.

KELVIM Escobar tirará un inning esta semana. Supuestamente saltará a la palestra el viernes ante Magallanes, aunque imaginamos que la situación del juego tendrá que ver con su aparición. Si regresa con eficacia será una noticia de impacto por todo lo que ha ocurrido con el hombro derecho. Su primo Alcides anunció desde USA que llegaba ayer, se reporta hoy y juega el viernes. El puesto seis ha sido bien cuidado por Gabriel “el pulpo” Noriega, revelación con aires de grandeliga… EL torneo, como presumíamos, se hace ofensivo, aunque equipos como La Guaira, avalado por su fuerza, dejó un pobre .221 en la sexta semana. La mejor ERA sigue siendo la de Lara, pero con 3.43, muy por encima de la que ostentaba días atrás. Cardenales cuenta con un bullpen excelente, mientras Zulia basa su fuerza monticular en los abridores. Los lanzadores magallaneros vivieron una semana formidable (1.79)… ABAJO la pelea será intensa. Los pájaros rojos, quintos empatados con Tiburones, tendrán cinco encuentros más con los varguenses y nada menos que siete ante los Tigres, a dos juegos de esa casilla cinco. A los felinos les restan cuatro careos frente a los litoralenses… PELOTERAZO este Salvador Pérez, designado el mejor de la sexta semana. No será fácil volver a verlo por estos lares… SI Jeremy Barfield es capaz de batear en la liga, la escuadra guara tendrá un corazón del lineup para grandes cosas. López (.333), Valbuena (.321) y Jiménez (.306) están calientes. Quiroz y Thurston tienen para agregar sus cañones. El abridor, ausente Gillies, es el dilema. Y la rotación una interrogante a despejarse pronto… ELVIS Andrus, Sandoval y Altuve jugarán juntos. Uff.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios