#OPINIÓN Como alargar nuestra vida

Ítalo Olivo | Foto: Archivo/Referencial |

“Periodos prolongados de ayuno, correctamente manejados del especialista, desencadenan cambios en el sistema inmune y su regeneración, estimulando la renovación de las células madre”, Valter Longo, profesor de biogerontología y director del Instituto sobre la longevidad en la Universidad del Sur de California en los Ángeles, USA. Coordinador del grupo de científicos autores del descubrimiento.

El ayuno mejora la salud, combate el envejecimiento y por tanto en perspectiva alarga la vida. Esta afirmación no es solo una broma de nuestros abuelos o de cualquier sabio de la vida ascética, pero si es el fruto de una investigación publicada en la revista científica americana Cell Stem Cell.

La escuela Californiana es la cuna de los estudios sobre el envejecimiento, habiendo comenzado ya en los años 60 el primer centro de investigación dedicado a la frontera más fascinante de la medicina.

“Por seis meses, precisa Longo, un líder en su campo; hemos colocado los voluntarios a periodos de ayuno de cuatro días, encontrando que el sistema inmunitario libera las células inútiles, innecesarias, mientras que es empujado a volver a poner en acción de manera natural, como sucedía en el momento del nacimiento y del crecimiento, las células madres capaces de asegurar la regeneración”.

El resultado tiene una historia, que comenzó con investigaciones sobre la levadura, después sobre ratones y ahora puesta al día en los humanos. Por cierto que en la base se encontraron otros descubrimientos obtenidos por el mismo Longo, que tienen que ver con los factores de crecimiento, ligado entre otras cosas al azúcar.

Las conclusiones publicadas, van más allá con un valor adjunto importante. De hecho se ha detectado, que el ayuno ayuda a los pacientes sometidos a ciclos de quimioterapia, desarrollando una acción protectora de los efectos colaterales y de los daños provocados al sistema inmunitario.

“Potencialmente, agrega Longo, consideramos que esta práctica sobre los alimentos favorece la eliminación de células anómalas, precursoras de células cancerígenas”.

4 días es la duración del ayuno a los que han sido expuestos, cada tres semanas y por seis meses, los voluntarios del estudio realizado.

30 días es la distancia de cada ciclo de ayuno.

Dadas todas estas premisas, invitó a todos pero en especial a mis amigos emprendedores, para que se pongan en contacto con un especialista para que lleven a cabo esta actividad tan saludable.

Definitivamente, el envejecimiento celular causa problemas metabólicos y la predisposición al comienzo del Cáncer. Comprendiendo los mecanismos del envejecimiento, comprenderemos más con relación a la formación de los tumores.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios