Reflexión – La violencia y la mujer

William Amaro Gutiérrez |

Esta semana se celebra el Día Mundial de la No Violencia contra la Mujer y propicia es la ocasión para hablar de ello. Obviamente, si se escogió un día con este objetivo, está sobreentendido que cada día se incrementa más este tipo de acciones en el mundo. Sin embargo hay quienes sostienen que la violencia siempre ha existido y que por lo tanto de ninguna manera es un indicativo de nada. Pero el objetivo de esta afirmación es desvalorizar el incremento de este flagelo como indicativo de la pronta venida de nuestro Señor Jesucristo a este planeta por segunda vez. Como si se pudiera obviar textos tan contundentes como éste: “A la vista de Dios, la tierra se había corrompido, y estaba llena de violencia”. Génesis 6:11
Lo alarmante de este fenómeno es que no se circunscribe a las incursiones de países sobre otros, sino que se manifiesta en las cosas más simples. Sin duda, ha tomado por asalto la mente del hombre hasta en las actividades que se dicen son para “distraer”, como el deporte. Y “para muestra un botón”. El grupo terroristas islámico llamado ISIS ha amenazado públicamente con desatar la violencia criminal en el campeonato mundial de fútbol a celebrarse en Rusia en 2018. Han publicado fotografías de afamados futbolistas como Ronaldo, Naylar y Messi de rodillas, violentados con armas apuntando sus cabezas. ¿Cómo les parece?
Lo que se espera sea una fiesta deportiva, de fraternidad y encuentro entre fanaticadas del mundo, amenaza con convertirse en una actividad de alto riesgo, que tiene a las autoridades en alerta máxima. Los operativos que se han diseñado para el evento tienen que ver más con orden público que con deporte. Todo esto sólo tiene una razón: crecimiento de la violencia. “Y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará.” Mat. 24:12
Entonces, no es casualidad la decisión que Dios tomó en el pasado, cuando mandó el diluvio sobre la tierra. “Así dijo Dios a Noé: “Decidí poner fin a todo ser viviente, porque toda la tierra está llena de violencia a causa de la gente”. Génesis 6:13. Cualquier enemigo de las verdades bíblicas pudiera afirmar que eso fue en los tiempos de Noé. Pero vean la interesante noticia que tiene Dios para el hombre actual. “Como fue en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre. “Porque en los días anteriores al diluvio, la gente comía y bebía, se casaban y se daban en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca. “Y no conocieron hasta que vino el diluvio y llevó a todos. Así también será la venida del Hijo del Hombre”. Mateo 24:37-39.
Esta última afirmación es lapidaria “Así también será la venida del Hijo del Hombre”. Por ello, debemos hacer ajustes en nuestras vidas y aquellos que persisten en drenar sus frustraciones contra la mujer, contra sus esposas, recuerden que Dios tiene un alto sentido de su protección. Lo más extraordinario que hizo Dios fue enaltecer a la mujer en esa sociedad judía, donde era considerada simplemente basura, inmunda, menos estimada que un perro. Jesús la exaltó de tal manera, que fue una mujer quien tuvo el privilegio de verlo primero al resucitar. “Después que Jesús resucitó en la madrugada del primer día de la semana, apareció primero a María Magdalena, de quien había echado siete demonios”. Mar.16:13. ¿Vieron lo que hizo? “Apareció primero…” lo cual dice mucho de su alta estima por la mujer. ¡Hasta el martes Dios mediante! Próximo artículo: Perseverancia inalterable.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios