Antonio Ledezma, palabra de honor

Los amplios espacios de la sede de El Nacional, en Los Cortijos de Lourdes, se han visto colmados por la asistencia a la presentación del libro de Antonio Ledezma, Palabra de Honor, que tuviera lugar la tarde de este lunes 30 de julio. Es, sin duda, la más populosa de las presentaciones y bautizos que hayan tenido lugar en los bellos espacios del gran periódico de los Otero. Enseña magistral del periodismo liberal y democrático no sólo de Venezuela sino de toda la región, desde su fundación, hará este 3 de agosto exactos 69 años. Al extremo que colapsara el ingreso al lugar y cientos de invitados se vieran en la obligación de retirarse sin poder participar del extraordinario evento al que diera lugar.
Como bien lo resaltarán su director, Miguel Henrique Otero, y la periodista Milagros Socorro, presentadora de la significativa obra del Alcalde Metropolitano y autora de sus extraordinarias palabras introductorias, se trató de un acto político en el más estricto sentido del término. Como la obra misma, balance de tres años de historia viva, de la que todos los asistentes han sido conspicuos protagonistas. Una obra enriquecida por una extraordinaria iconografía. Cabe mencionar entre ellos a Eduardo Fernández, a Oswaldo Álvarez Paz, a Antonio Ecarri Bolívar, a Ramón Guillermo Aveledo, a Ismael García, a Antonio Pasquali, a Benjamín Scharifker, a Diana Mayoral, a los generales José Antonio Olavarría y Gonzalo García Ordóñez, a Asdrúbal Aguiar, a Omar Estacio, a Fernando Gerbasi, a Milos Alcalay  y a cientos de otras grandes figuras del acontecer político y académico nacional. Muchos de los cuales ocupan papeles estelares en la Mesa de Unidad Democrática y combaten en la primera línea por alcanzar la victoria de nuestro abanderado presidencial Henrique Capriles Radonsky. Sin contar con la presencia siempre admirable, si bien mediante un video de salutación por razones de salud, de Pompeyo Márquez, una de las figuras vivas más egregias de la democracia venezolana.
Valga mencionar la extraordinaria intervención de Milagros Socorro, columnista de El Nacional, periodista, narradora y una de las mujeres más lúcidas y valientes en la lucha por la democratización de nuestro país. Hizo una reseña del perfil humano y político del autor, del que rescata, en paralelo a un atributo tan propio de Pompeyo Márquez, la generosidad de propósitos y la absoluta ausencia de dobleces y rencores: “Antonio como Pompeyo, dijo textualmente, no metaboliza rencores”.
La intervención de Antonio Ledezma, con que finalizara el acto multitudinario de El Nacional –un anticipo de lo que será la celebración de su aniversario este próximo 3 de agosto-  volvió a reafirmar una vez más el talante democrático, sereno, lúcido y atento a todas las manifestaciones del acontecer nacional, del que ha sido uno de sus más brillantes protagonistas: “Debo anunciarles a esta hora, cuando faltan 8 minutos para las 8 de la noche, que tenemos la información fidedigna de que la victoria de nuestro abanderado Henrique Capriles Radonski es un hecho ya irreversible”.
La unidad, de la que fuera el más firme impulsor, y la defensa del voto ante las acechanzas de un régimen irrespetuoso de las más elementales normas de convivencia democrática, fueron una vez más reafirmados como los dos grandes imperativos de la oposición democrática: “No sólo para conquistar la victoria, sino para darle un sólido piso de gobernabilidad a un gobierno de Concertación Nacional.”
Palabra de honor, una expresión a la que analizara desde sus distintas referencias semánticas, fue el sello de una jornada que hizo de la alta política, de la política con mayúsculas, su característica esencial. Una jornada inolvidable para bautizar un libro que debe ser leído por todos quienes hacen de la comprensión del momento histórico que vivimos una condición inexcusable para consolidar la transición de nuestra Venezuela hacia el futuro del progreso y la prosperidad.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios