Arrepentimiento, perdón y compromiso en Cuaresma

-

- Publicidad -

El tiempo de cuaresma inició para el pueblo católico con el Miércoles de Ceniza, un importante acontecimiento que marca la llegada de una época dedicada a la limosna, la oración y el ayuno.

Tres palabras son claves en este tiempo: arrepentimiento, perdón y compromiso, según explicó el padre Juan Antonio Cuella, durante la tradicional misa que se lleva a cabo a primera hora del día en el Colegio Pablo VI.

- Publicidad -

En el inicio de la Cuaresma, los sacerdotes imponen la ceniza bendecida, en forma de cruz, en la frente de los feligreses (niños y adultos) como símbolo de arrepentimiento. “Significa que uno quiere arrepentirse de las cosas malas que ha hecho, le pide perdón a Dios y se compromete a reparar todo lo malo mediante un acto sincero de conversión”.

Según el sacerdote, la verdadera conversión solo tiene sentido si se realiza por amor a Dios. El tiempo de Cuaresma está vinculado con el color morado, utilizado en la vestimenta de los padres y en los templos durante las misas, como signo de penitencia y transformación.

“El corazón malo se debe volver bueno y el Evangelio nos indica tres formas de hacerlo: limosna, que implica vencer el egoísmo de cada persona; la oración, motivada por el amor sincero a Dios; y el ayuno, una actitud de penitencia que implica un esfuerzo o sacrificio interior”.

En este camino a la resurrección de Cristo, que culmina el Domingo de Ramos, se recomienda hacer un esfuerzo por “deshacer el camino andado para reconstruirlo, en un giro de 180 grados, sobre la base de cosas buenas”.

Pulsa aquí para apoyar la libertad de expresión en Venezuela. Tu donación servirá para fortalecer nuestra plataforma digital desde la redacción del Decano de la Prensa Nacional, y así permitir que sigamos adelante comprometidos con la información veraz, como ha sido nuestra bandera desde 1904.

¡Contamos contigo!

Apóyanos aquí

- Publicidad -

Más leido hoy

Tiempos del Ferrocarril Bolívar #13 Jul

Para la construcción del Ferrocarril Bolívar, moderna infraestructura que significó el progreso de Venezuela, se invirtieron 30 millones 956 mil 500 bolívares. Su construcción estuvo íntimamente ligada a la explotación del cobre en la Minas de Aroa para el traslado a puertos marítimos y luego al exterior. Las líneas surcaron un recorrido de 232,04 kilómetros, que comprendió ‑en términos de espacio- los hoy estados Falcón, Yaracuy, Lara y Carabobo.
- Publicidad -

Debes leer

- Publicidad -
- Publicidad -