Rateros hacen festín con alimentos de comedor escolar

Angélica Romero Navas Fotos: Iván Piña |

Los alumnos de la Unidad Educativa Estadal Andrés Eloy Blanco, en el Trompillo Abajo, norte de Barquisimeto, estaban emocionados porque este viernes almorzarían pollo frito con arroz y puré de papas, en el comedor escolar. Toda la semana estuvieron ansiosos para poder degustar el exquisito plato. Las cocineras dejaron 24 pollos descongelándose en el mesón desde la tarde del jueves, pero la mañana de ayer, cuando llegaron, sólo encontraron los huesos.

Un grupo de rateros ingresó sin forzar la puerta, presuntamente por las ventanillas, y encontró el paraíso: pollos, víveres, frutas y verduras. No desperdiciaron la oportunidad y se tomaron el tiempo para, allí mismo, preparar la comida, frieron pollo, lo acompañaron con tajadas y jugo de naranja.

Las madres cocineras se dieron cuenta porque cuando entraron al comedor, a las 6:00 de la mañana de ayer, notaron los utensilios sucios, platos y vasos con restos de comida y las conchas de los plátanos. El olor de la comida recién hecha todavía estaba concentrado en el salón.

Los rateros también se llevaron sacos de papas, yuca, naranjas, aceite, un bulto de arroz, aliños verdes y algunas tazas.

En la escuela hay un cuidador, es un señor mayor. Dijo a los funcionarios policiales que no escuchó ni vio nada porque estaba trasnochado y durmió profundamente.

Alimentos del PAE

Los alimentos fueron entregados en la escuela entre el lunes y martes de esta semana. María Pérez, docente de la institución, comentó que la comunidad vio cuando bajaron los pollos porque fue como a las 10:30 de la mañana.

Los iban a cocinar el jueves pero prefirieron dejarlo para el viernes porque ese día estarían todos los alumnos desde preescolar hasta sexto grado de Educación Básica. En total son 500.

Esta era la segunda dotación que les hizo el Programa de Alimentación Escolar (PAE) desde que inició el año escolar. La primera vez sólo le llevaron dos piezas de jamón, pero esta vez la dotación fue mejor.

Robos a granel

Esta es la tercera ocasión en la cual la delincuencia “visita” la escuela. Carmen Alejos, docente, comentó que durante las vacaciones por la temporada de Semana Santa, se robaron 20 ventiladores que estaban en las aulas de clases.

En otra oportunidad entraron a robarse todas las Canaimitas que le habían sido asignadas a los estudiantes para sus clases. Ese mismo día se robaron los útiles escolares de los estudiantes.

En septiembre de este año, cuando realizaban la limpieza de la maleza encontraron un hueco y dentro de él estaba una podadora y varios rollos de alambre. Alejos dijo que se trataba de artículos robados que estaban “enfriándolos” para luego venderlos.

A la institución llegaron funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana, también de la Policía de Lara y el director de la institución, Cruz Hernández, denunció el hecho ante el Cicpc.

Las clases fueron suspendidas, serán retomadas este lunes. Docentes pidieron la colaboración a las autoridades para que intensifiquen el patrullaje, especialmente en horas de la noche.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios