Persisten protestas en la Libertador y saqueos en la Circunvalación Norte

Hugo J. Boscán | Fotos: Iván Piña-Karen Paradas |

A pesar de que la MUD no convocó a ninguna actividad de calle para este lunes, en varios sectores de la ciudad persistieron las barricadas y manifestaciones contra el Gobierno, aunque, al menos durante la mañana, no con la intensidad de días anteriores.

Sin embargo, la Circunvalación Norte, nuevamente, fue escenario de saqueos a transportes de mercancías por parte de encapuchados o no, que aprovechan la falta de patrullaje para actuar.

Muy temprano, un grupo de jóvenes colocó una barricada en la avenida Lara con Bracamonte, impidiendo el normal desplazamiento automotor en ambos sentidos, aunque su acción tuvo poca duración pues, cerca de las 9 de la mañana, se presentó un piquete de la GNB que los obligó a retirarse al tiempo que despejaron la vía.

Sin embargo, no toda la Bracamonte se mantenía despejada, pues en la intersección con la Paraguay permanecía un promontorio de escombros y basura.

Situación similar, o peor, existía en la Ruezga Sur, donde, desde el fin de semana, cerraron, no sólo la avenida Intercomunal sino también algunas vías internas, con basura, piedras, ramas y troncos.

Llamaba la atención un árbol de gran tamaño que fue cortado en el tronco y dejado en uno de los canales de servicio, presumiblemente porque, debido a su peso, no pudieron colocar en la avenida, como se presume, era la intención.

En la Intercomunal El Cují-Tamaca, salida hacia Carorita, cerca de la pasarela, carrocerías de vehículos quemados permanecían en pleno canal de circulación a la espera de ser retirados.

Mientras eso ocurría en las avenidas Lara, Bracamonte y la Ruezga Sur, la Libertador, desde muy temprano, volvió a ser escenario de enfrentamientos entre manifestantes y uniformados de la GN, primero en las inmediaciones de Bararida, La Botella o parque La Música y luego a la altura de la urbanización El Obelisco o el Javier.

En ambos lugares, dos grupos de jóvenes, la mayoría con los rostros cubiertos, portando banderas nacionales, colocaron en la vía los escombros o bolsas con basura que habían sido retirados pocas horas antes por Imaubar.

Debido a esas interrupciones, los usuarios de tan importante arteria vial debían desviarse hacia calles internas de la ciudad, sobre todo quienes cruzaban hacia o desde el centro del país.

Con respecto a la Circunvalación Norte, a pesar de la situación vivida durante el pasado fin de semana, este lunes era de tensa calma, luego de que, cuando amanecía, el conductor de un camión de una empresa de refrescos fue obligado bajo amenaza a detenerse en las inmediaciones de El Trompillo, para, luego, robar todo el cargamento de productos que transportaba.

Al lugar acudieron uniformados que dispersaron a los vecinos del sector, aunque ya el saqueo se había consumado. Un grupo de ellos quedó en el lugar, mientras el resto de la importante arteria vial permanecía sin patrullaje alguno, algo que los transportistas han venido reclamando ante la gran cantidad de robos y otros hechos delictivos que allí han ocurrido, y que se han multiplicado durante los últimos meses.

En otras zonas de la ciudad también persistían los cierres parciales de calles donde las cuadrillas de Imaubar han resultado insuficientes para recoger tantos escombros.

Mientras eso ocurría en Barquisimeto, en Cabudare, al menos durante la mañana, todo transcurría con normalidad, salvo una protesta, supuestamente por gas doméstico, en las cercanías de la redoma de Agua Viva, que fue levantada antes de las 9.

Posteriormente hubo enfrentamientos en el distribuidor Bellas Artes de Tarabana, Ribereña, algo que ya es rutinario en ese sector.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios