Exportaciones siguen a través de acuerdos de complementación

Rosmir Sivira | Foto: Archivo |

El escenario político y económico, además de las relaciones diplomáticas actuales, generan preocupación en empresarios venezolanos que se dedican a la exportación porque temen que el conflicto entre gobiernos impida aún más el ya complicado comercio internacional desde y hacia el país.

A propósito de dilucidar la preocupación de empresarios, Ramón Goyo, presidente de la Asociación Venezolana de Exportadores (Avex), precisó que la nación aún forma parte del acuerdo de integración del Mercado Común del Sur (Mercosur). Además, sostiene convenios de complementación económica con Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay, los cuales tienen como fin mantener las preferencias arancelarias (beneficio en el pago de impuesto) entre países.

Estos acuerdos son suscritos de manera independiente de Mercosur, por tanto, no estarían relacionados con las recientes medidas tomadas por la conformación, lo cual ha sido de la preocupación de múltiples empresas exportadoras de Venezuela.

Es de destacar que Chile, Perú, Colombia y México también son mercados importantes para Venezuela, a donde se llevan materias primas semiprocesadas y productos petroquímicos.
Desde el punto de vista de relaciones con el exterior, existen acuerdos de relación bilateral comercial, independiente de relaciones políticas.

Sanciones a Venezuela

Goyo aseveró que las sanciones a Venezuela, en la medida en que sean políticas y no comerciales, no afectarán compromisos internacionales ya previstos, como ocurrió con Mercosur.

Las regulaciones comerciales, aseguró, se formulan con base en acuerdos de complementación económica bilateral, los cuales se mantienen independientemente de que Venezuela esté o no en el bloque de integración.

Sin preferencias

Europa y Estados Unidos mantienen sistemas de preferencia arancelaria, que se otorgan a países en desarrollo. Sin embargo, actualmente Venezuela no cuenta con estas, como consecuencia de los altos precios petroleros, ya que según informe del Banco Mundial en 2015, se registró un Producto Interno Bruto per cápita elevado.

El monto de ingreso por persona se ubicado en $2.800 mensuales, lo que coloca al país en la lista de las naciones desarrolladas.

Avex, Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecámaras) y Cámara Venezolano Americana de Comercio e Industria (Venamcham), plantearon su preocupación al respecto a Estados Unidos y al Gobierno nacional, a fin de que esta medida no se aplicara; incluso se pidió el ajuste de los indicadores económicos, porque el precio petrolero ya no superaba los $90 por barril.

La sincerización de los niveles de ingreso eliminaría dicha sanción sobre Venezuela. No obstante, el planteamiento no fue tomado en cuenta, por lo que el país está excluido del sistema general de preferencias, razón por la cual productos exportados a Estados Unidos cancelan impuestos que anteriormente no debía.

Dólar y frontera

Esperan que no suceda el cierre total de fronteras de Venezuela, únicamente abierta por Colombia en la noche, ya que dicho intercambio representa lazos importantes.

Goyo destacó que el grueso de las exportaciones venezolanas es terrestre, puesto que por vía marítima es más costosos. De cambiar esta posibilidad, el impacto en costos de traslado sería mayor, lo que haría que los empresarios pierdan competitividad en el mercado.

La expectativa frente al tema divisas genera un alza sobre el monto paralelo, debido a que la tasa oficial no tiene ningún sustento desde el punto de vista económico. De hecho no se relaciona con la división de la liquidez monetaria entre reservas.

Los precios internos y comportamiento en casas de cambio dan una tasa promedio, por debajo al oficial y por encima del sistema de Divisas Complementarias, margen amplio que sigue sin ser atendido.

Mientras tanto, Venezuela sigue sin ser atractiva para nuevas inversiones extranjeras.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios