Este jueves culmina la campaña presidencial a las 12 de la noche. Una de las campañas presidenciales más atípicas en la historia del país. La mayoría de los venezolanos tenían casi dos décadas viendo el ventajismo de los candidatos oficialistas en medios de comunicación tradicionales. Poco ha cambiado, pero ha cambiado.

Sin embargo, en medios digitales la tendencia ventajista del oficialismo se intensificó con la campaña invasiva del gobierno. Usuarios de redes sociales, aplicaciones, juegos y Google adwords se quejan diariamente desde hace al menos 2 semanas por la cantidad de propaganda política que aparece en sus teléfonos inteligentes.

No hay otra propaganda, solamente la de Nicolás Maduro, quien más utilizado los medios digitales para su campaña política

Causa suspicacia la compra desproporcionada de ese tipo de publicidad pagada en dólares cuando el gobierno acusa a los Estados Unidos de bloquear la adquisición de medicinas, equipos médicos y comida por falta de divisas.

Las últimas dos semanas de campaña eran pocas las propagandas que se veían en los medios tradicionales, no así en internet. Todas y cada una de las aplicaciones de Android estaban emanando publicidad invasiva a favor del “candidato de la patria”.

En redes sociales los usuarios se preguntaron en varias oportunidades como a pesar de la “guerra económica” y el “bloqueo golpista” de los Estados Unidos el gobierno podría comprar tanta publicidad paga en dólares.

Esta no es la primera vez que en campañas nacionales se han usado Google Adsense, no obstante, en la campaña que finaliza este jueves la contratación de publicidad en internet ha sido para cualquier contenido, todo usuario con una dirección electrónica en Venezuela. No es solamente a búsquedas. Para absolutamente todo.

Desde videos para niños, una calculadora, juegos en línea, páginas pornográficas tienen publicidad del candidato oficialista.

Su funcionamiento

El costo de este tipo de publicidad puede darse por los clics obtenidos o por la cantidad de impresiones (veces que aparece). Administradores de los sitios online son quienes insertan este tipo de publicidades para generar ingresos.

También hay posibilidad de bloquear el anuncio por el tipo de contenido si el propietario del sitio web cree que ese banner publicitario no debería estar en su plataforma.

El anunciante decide a quién va la publicidad, es decir, a qué público, de qué edad, de qué zona geográfica y además podrá decidir cuánto pagará por cada clic.

El dinero invertido en el marketing político digital pudo utilizarse en insumos para el pueblo que tanto lo necesita

El costo mínimo por clic son 5 centavos de dólar. Esto podría incrementarse para que más anunciantes tomen la decisión de permitir los anuncios en vez de bloquearlos, por no tener relación con el contenido que lleva.Hay varios métodos de pago. El anunciante podrá limitar el pago de acuerdo a la cantidad de publicidad que pueda pagar o simplemente recibir una factura 30 días después de que termine la campaña para pagar por transferencia bancaria, obviamente en dólares.

La propaganda electoral es diferente. La alta cantidad de apariciones de las publicidades ligadas a Nicolás Maduro hace suponer un pago de cifras impensables para poder obtener tanta exposición por el incentivo económico para los administradores de las páginas.

Comentarios

Comentarios