#OPINIÓN Lectura: Espectro #25Feb

Carlos Mujica | Foto: Cortesía |

Cualquier experimento con otro medio que no sea la atmósfera, que es el medio natural donde se genera y propaga la luz, es, simplemente un experimento; el experimentador no debe obviar que está utilizando un medio artificial. La longitud de onda emitida, es la frecuencia de la luz. La frecuencia determina su longitud. La longitud, es el tamaño de la onda. Cada color del arco iris corresponde a la frecuencia de la onda. La atmósfera pues es el medio natural. En el experimento realizado por Newton con el prisma, se utiliza un medio que no es la atmósfera, el medio natural. El prisma, pues, como otro medio expone otros resultados. Resultados a los cuales Newton dio el nombre de “espectro.” El arco iris es un espectro; es decir sus colores obedecen a otro medio que no es el natural de la atmósfera.

La luz blanca entonces, mediante el recurso de otros medios, se descompone en una variedad de frecuencias ondulares que se manifiestan en los colores del arco iris o del prisma. La luz blanca tiene su frecuencia, su longitud de onda, pero si la ciencia la conoce, aún no se ha difundido. De modo que la luz emitida por la intervención de la energía solar en la energía de las partículas gaseosas de la atmósfera es la que se conoce como luz blanca. Debemos discernir esta opinión, porque la luz que ilumina los días de nuestro planeta Tierra, no proviene del Sol, como generalmente todavía se asegura. Todos los cuerpos ponderables, incluyendo las estrellas, producen su iluminación en sus atmósferas. El Sol, debido a la cercanía suya a la Tierra, Y debido también a nuestra atmósfera que funge de lente, tenemos la falsa apreciación de que la luz que nos ilumina procede directamente del Sol. Esa luz que observamos del Sol es su iluminación atmosférica. Todos los cuerpos ponderables en general se iluminan mediante la intervención de la energía de la estrellas. Las partículas gaseosas de la atmósfera se iluminan con la intervención de la energía. Observen por las noches cómo cada cuerpo en particular, siendo estrellas o planetas, refleja su propia iluminación. El Sol es una estrella más que obedece, como todo los cuerpos, a usar la energía para auto iluminarse. De modo que la luz blanca impera en todos los cuerpos del Universo, y no existe otro medio más que la atmósfera para la iluminación. El prisma y el arco iris son medios que al usarlos se anteponen a la atmósfera y manifiestan su propios resultados

Carlos Mujica

[email protected]

@carlosmujica928

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios