Advierten expertos: Chavismo da por perdida la señal de DirecTV pese a toma de instalaciones y equipos

Tal Cual |

La toma de DirecTV por parte del chavismo sería inútil, pues no pueden obligar a una empresa trasnacional a dirigir su señal a los equipos y antenas de Venezuela


La «constituyente» María Alejandra Díaz, cabeza del comité de usuarios del chavismo que introdujo una demanda contra la operadora de televisión por suscripción, DirecTV Venezuela, reconoció que no está en manos del oficialismo reponer la señal que ofrecía la empresa, a pesar de que gracias a su recurso el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) ordenó la toma de las instalaciones y equipos de la compañía con el fin de reponer el servicio.

De acuerdo con Díaz, en el lapso de 48 horas desde que se introdujo el recurso ante la Sala Constitucional del TSJ hasta que se emitió la decisión del tribunal afín al chavismo, se intentó negociar con la empresa de telecomunicaciones, pero los acercamientos fueron infructuosos.

En consecuencia, el oficialismo decidió «custodiar» la infraestructura instalada por DirecTV en el país a modo de usarla como una suerte de compensación para los usuarios en caso de que sea imposible restablecer la señal.

«Tratamos de negociar con ellos para que custodiáramos lo que ellos tienen aquí como infraestructura, para utilizar eso como una compensación por los daños en el caso de que sea necesario», explicó la integrante de la ilegítima asamblea constituyente.

Pese a que originalmente el dictamen del TSJ establecía la obligación de «continuar de manera inmediata con la prestación de servicio de televisión por suscripción» y ordenó la toma de los bienes muebles e inmuebles, oficinas, antenas, centros de operaciones y equipos para ser operados por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones de Venezuela (Conatel), Díaz reconoció que esto es imposible, ya que la señal es internacional y le pertenece a la compañía estadounidense AT&T.

«Ellos son los dueños de satélite. No estamos revelando ningún dato que no sea público. Es una empresa privada trasnacional de la comunicación. Es dueña AT&T. Les dieron una directiva de apagar el satélite. No les interesa si rompe contratos de licitación, las normas del organismos regulador del uso del espacio extraterrestre», dijo en una entrevista para Unión Radio.

Lo que viene

Como advertían expertos, la toma de DirecTV por parte del chavismo sería inútil, pues no pueden obligar a una empresa trasnacional a dirigir su señal a los equipos y antenas de Venezuela. Por este motivo, el oficialismo evalúa sus posibles jugadas para lidiar con la situación.

Una de las posibilidades presentadas por Díaz es reasignarle la concesión que dejó DirecTV a otra operadora que sea capaz de establecer otro tipo de señal. Sin embargo, desestimó que esto fuese posible técnicamente ya que los decodificadores de DirecTV están adaptados para su satélite.

En este punto advirtió que otra posibilidad es que DirecTV intente levantar la señal desde otro país de la región, pero advirtió que sería ilegal y violarían las leyes venezolanas, además de que constituiría un «peligro» ya que ingresaría información sin supervisión.

«Esos decodificadores están hechos y adaptados al satélite de DirecTV, a menos que alguien tenga posibilidades de convertirlo, se pueden utilizar, o que Directv pretenda de manera irregular activarlos desde otro país, lo que estaría violando las leyes nacionales, porque estaría entrando información sin supervisar. Yo creo que ese es el plan», resaltó.

Por esta razón, la «constituyente» adelantó que el gobierno de Nicolás Maduro considerará «resarcir los daños» a los suscriptores que pagaron el servicio a través de la venta de los equipos tomados.

«Le corresponde al Estado, que posee esos vienes, ver si los remata a un tercero y utilizar ese dinero para resarcir los daños a los venezolanos», detalló.

Lavándose las manos

Díaz no perdió oportunidad para atribuir responsabilidades y señalar a DirecTV por la interrupción del servicio en Venezuela. Según su juicio, la empresa decidió unilateralmente violar las leyes de transmisión, lo que forzó su salida del país.

«Ellos salieron de manera unilateral, porque el gobierno les dio la oportunidad de seguir en el país. Ellos decidieron uniltaralmente incumplir con las reglas de un contrato que está vigente desde hace 20 años», sostuvo.

En un comunicado difundido por DirecTV a través de sus redes sociales, se explicó que AT&T decidió retirar de Venezuela los servicios que prestaba DirecTV Lationamérica, ya que las sanciones de Estados Unidos sobre algunas empresas o personas venezolanas relacionadas con el régimen de Nicolás Maduro, les obligaban a suprimir de su parrilla de contenidos a los canales Globovisión y PdvsaTV, ambos condicionales en el contrato que permite la prestación del servicio en el país.

Ante la disyuntiva de no poder cumplir con las leyes venezolanas y estadounidenses, AT&T optó por abandonar sus operaciones en Venezuela.

Lea más en www.talcualdigital.com

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios