FOTOS: También cerraron por hambre y sed la Florencio Jiménez

Hugo J. Boscán | Fotos: Karen Paradas |

Mientras la carretera hacia Río Claro permanecía trancada por completo en el sector El Desecho, en la avenida Florencio Jiménez, al oeste de Barquisimeto, otro grupo de familias también lo hacía, aunque parcialmente, por la misma causa: la falta de los alimentos de las cajas del CLAP y de agua potable.

También allí llegaron antes del amanecer, impidiendo el tránsito automotor en ambos sentidos, algunos portando rústicas pancartas en las que exponían la problemática que les está afectando.

Dijeron residir en la comunidad Simón Rodríguez, al suroeste de la sede de Transbarca, donde, según Alí Fernández y Jonathan Sánchez, no les llegan las cajas del CLAP desde hace cuatro meses.

Señalaron que son más de 450 las familias consideradas desamparadas por los gobiernos, municipal y regional, desde los que no toman en cuenta que se trata de una comunidad cuyos integrantes carecen de recursos y muchos de las o los jefes de familias están desempleados, por lo que no generan los ingresos suficientes para alimentar a sus hijos.

“Aquí en Simón Rodríguez hay muchos niños desnutridos porque nadie puede alimentarlos como debe ser, además de que la comida tampoco es completa porque está muy cara”, dijo Alexis Gil.

Gil, Fernández y Sánchez, informaron que, a pesar de que las cajas del CLAP las distribuían en Transbarca, muy cerca, a ellos no les llega desde hace cuatro meses.

También dijeron que les condicionan las entrega si se comprometen a ir a los actos del PSUV.

Con respecto al agua, abrieron la zanja para colocar las tuberías y las dejaron abiertas, sin hacerlo, lo que representa un peligro para los niños de la barriada.

A las 9 abrieron el tráfico de manera parcial.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios