Colas en las afueras de los negocios, comerciantes y usuarios a la expectativa

En la avenida 20, en el centro de la ciudad de Barquisimeto, el tema económico está en el tapete de los usuarios. Todos, caminando en grupos o parejas, hablan y discuten de precios que se manejan sobre cualquier artículo en diferentes comercios de la ciudad, así como las posibles acciones que organismos públicos emprendan contra algunos establecimientos.

Después de las acciones tomadas por el Gobierno nacional en contra de una supuesta especulación que manejan comercios de electrodomésticos a nivel nacional, los usuarios y consumidores de la ciudad se volcaron a los establecimientos de la misma familia de artículos buscando mercancía a mejores precios. En las puertas de algunos establecimientos comerciales, decenas de consumidores hacían cola en la mañana de ayer buscando dichas ofertas.

Las acciones del Instituto para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios (Indepabis) en ciertos establecimientos comerciales, ocasionó fuertes colas en las fachadas. Personas se apostaron esperando que la acción de los organismos públicos dispuestos en el equipo multidisciplinario destinados a controlar la “inflación y la especulación”, bajaran los precios de los electrodomésticos. Sin embargo, conforme finalizó la actuación de estos organismos y se constató que los precios de los comercios estaban 30% superior al que fueron adquiridos desde su proveedor, la actuación de Indepabis dejó como consecuencia la aglomeración de personas en los establecimientos sometidos a la inspección.

Uno de los propietarios de estos comercios, de ascendencia asiática y quien no quiso ser identificado, explicó que después de comprobar que los precios estaban dentro del límite y los organismos públicos se replegaron, decenas de usuarios formaron colas a las afuera del establecimiento con la intención de comprar. La acción obligó al propietario a solicitar la ayuda de agentes del cuerpo de la Policía del estado Lara para resguardar cualquier anomalía.

En la avenida 20 con calle 27 y 28, en otro establecimiento de electrodomésticos, también se produjo la misma situación, con la diferencia que aún esperaban la actuación del organismo público. Con la intervención de efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana, los usuarios ingresaron paulatinamente al establecimiento. “Los precios están igualitos”, dijo una señora al salir de allí; la misma expresión se repitió a cada salida de cada consumidor.

Con la intención de conocer detalles sobre los procedimientos llevados a cabo por Indepabis, se intentó contactar a la presidenta, pero no se logró dicho contacto.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios