Persiste la contaminación en intercomunal El Cují

funcionarios de hidrolara realizan inspeccion de bote de aguas negras a la altura de entrada de uribana. 07/07/2015. foto ivan pi;a

Conforme sigue lloviendo en Barquisimeto, y en especial en la zona norte, concretamente sobre las parroquias El Cují y Tamaca, crece el foco de contaminación existente desde hace unos cuantos días en el sector Las Acacias, Sabana Grande.

Como se ha denunciado, en ese lugar, intercomunal El Cují-Tamaca, hace unos cuantos días explotó la red de cloacas y miles de litros de aguas servidas, putrefactas, comenzaron a salir ante las miradas de sorpresa de las miles de personas que a diario pasan por allí.

Hace pocos días el secretario general de gobierno, Teodoro Campos y el presidente de Hidrolara, Pedro Sánchez, estuvieron en el lugar y constataron la gravedad de la situación, pero no ofrecieron solución alguna que dependa de la hidrológica argumentando que la responsabilidad es de la empresa iraní Kayson y la nacional Enmohca, que incorporaron las aguas servidas del nuevo conglomerado habitacional Yucatán o Alí Primera al viejo colector de la zona.

Hasta este fin de semana ninguna de las dos empresas ha dado muestras de estar interesadas en resolver el grave problema ambiental que están padeciendo los habitantes de Sabana Grande y quienes a diario pasan por ese sector de la intercomunal, obligados a aspirar los fétidos olores que dejan las aguas que libremente corren.

Por otra parte, se pudo conocer que conductores de las rutas del transporte colectivo del norte, que deben pasar por la intercomunal, están organizando una protesta con cierre de la vía para llamar la atención de los responsables de la irregularidad. Aunque no se ha precisado fecha, se presume será a partir de mañana lunes, sobre todo porque desde ninguno de los entes responsables del gigantesco foco de contaminación ambiental ha informado estar dispuesto a acometer la obra recomendada por los técnicos de Hidrolara para la circulación de las aguas servidas de Yucatán. A la protesta se unirían, por segunda vez, habitantes de las comunidades cercanas al lugar.

El ingeniero Pedro Sánchez ha advertido que la necesaria instalación de 600 metros lineales de tubería para recoger esos desechos debe hacerse lo antes posible, antes de que todos los apartamentos de Yucatán o Alí Primera estén ocupados ya que, de no hacerlo, el problema será de mayores proporciones y dificil de resolver.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios