NASA usa submarinos para estudiar comportamiento con miras en viaje a Marte

Mientras la NASA estudia la posibilidad de un viaje tripulado a Marte y los efectos que las misiones espaciales de largo alcance pueden ejercer sobre los astronautas, investiga también otro ámbito con experiencia en exploraciones abismales: los submarinos de la armada estadounidense.

La agencia espacial colabora con un laboratorio militar en la base de submarinos en Groton, Connecticut, para medir cómo los equipos lidian con el estrés durante simulaciones de un mes de vuelos espaciales.

Aunque unos viajan al espacio exterior y otros se sumergen en las profundidades oceánicas, los astronautas y los submarinistas enfrentan muchos de los mismos desafíos. Aislados durante largos períodos, dependen de sus compañeros de tripulación mientras viven en ambientes remotos e inhóspitos.

“Compartimos un interés con la armada en la resistencia en equipo”, afirmó Brandon Vessey, científico del programa de investigación humana de la NASA, a The Associated Press. “Cuando uno junta gente durante un largo período, ¿cómo van a comportarse?”

La investigación de la armada que llamó la atención de la NASA comenzó hace cinco años cuando el Laboratorio Naval de Investigación Médica Submarina, a pedido de la fuerza de submarinos, empezó a examinar el modo de hacer que las tripulaciones trabajaran mejor en equipo.

Observando las tripulaciones de submarinos, los científicos de la armada desarrollaron un modo de evaluar la labor de los equipos. El estudio se concentró en prácticas importantes como el diálogo, el pensamiento crítico y la toma de decisiones y determinó cómo los equipos respondían a los obstáculos. Los resultados de la investigación fueron distribuidos hace más de un año a los comandantes de submarinos, pero todavía no han sido institucionalizados por la armada.

El experimento con la NASA debe comenzar en enero o febrero. La agencia espacial presta cada vez más interés al comportamiento humano mientras estudia la posibilidad de enviar tripulaciones a un asteroide para 2025 y a Marte en la década de los 30.

La NASA utiliza una cápsula del tamaño de un departamento de dos dormitorios en el Centro Espacial Johnson en Houston para estudiar cómo los astronautas podrían trabajar y comportarse durante misiones prolongadas. Cuatro voluntarios por vez viven y trabajan durante 30 días en el hábitat, conocido com Análogo de Investigación de Exploración Humana. Videograbaciones de los sujetos del experimento en el laboratorio de la armada serán enviadas a científicos en Connecticut para su evaluación.

Lea también:

Tu nombre puede llegar a Marte gracias a la NASA

Dos españoles y una boliviana entre los 100 candidatos al viaje ‘solo ida’ a Marte

Un cohete privado podrá llevar humanos a Marte “en diez años”

 

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios