Único pico de movilización sería el día domingo

Rosmir Sivira / Foto: Stiven Valecillos |

Caracas fue el destino más solicitado en esta Semana Mayor. Así lo  informó Luis Valencia, director del Terminal de Pasajeros de Barquisimeto, quien detalló que ayer domingo, hasta las 10:00 de la mañana, habían salido  a la Capital 150 unidades de transporte, debido a la alta demanda.

Explicó que esto se debió al cierre de algunas rutas largas desde Barquisimeto, como San Félix y  Puerto La Cruz, motivado a la actual situación económica y escasez de autopartes en el mercado, que hace cada vez más costoso y complejo mantener en funcionamiento los vehículos.

Quienes pretendían abordar estos destinos largos, debieron entonces hacer escala en Caracas, lo que incrementó la demanda hacia dicha ciudad.

Pero este escenario fue sólo una parte de la realidad del transporte extraurbano en Barquisimeto, ya que desde el sábado previo al Domingo de Ramos, hasta el sábado pasado, sólo se movilizaron 290 mil personas por el terminal de pasajeros, mientras que en 2015, la cifra, en igual fecha, era de 440 mil temporadistas.

En este sentido, subrayó que en  la Semana Santa de 2016, difícilmente se superaría la cifra alcanzada el pasado año, que fue de 515 mil  viajeros en toda la temporada.

Apuntó que sobre esta base realizaron las planificaciones y cálculos para  laborar en la reciente temporada. No obstante, la demanda hasta el día sábado, sólo  exigió habilitar 300 unidades de las 1.000 en disposición para el servicio de última hora.

Para ayer domingo, se plantearon movilizar entre 50 mil y 60 mil personas, por ser el día en que las por tradición, retornarían a sus hogares, único pico de movilización en la semana.

De nuevo, Valencia manifestó que esto se debió a la actual crisis económica y al reciente aumento de pasajes extraurbano vía Gaceta Oficial, que representó un incremento en los precios de un 150% y 200%.

En este sentido, detalló que el pasaje a Puerto Cabello, que previo al aumento costaba Bs. 850, ahora debe   cancelarse en Bs. 2.500, incremento que afectó considerablemente a los grupos familiares y que “muy probablemente coartó la decisión de viaje de muchos barquisimetanos en el asueto mayor.

A pesar de la mermada cifra, Valencia se declaró complacido con el trabajo realizado desde el Terminal de Pasajeros de Barquisimeto, ya que “ningún pasajero que quedó varado en la ciudad”, ni se registraron fallas mecánicas con las unidades en carretera.

Acotó que esto también fue posible gracias a las inspecciones realizadas por personal del terminal, el Instituto Nacional de Tránsito Terrestre (INTT), el Comando de Brigada de Prevención Integral y la Oficina Nacional Antidroga (ONA).

A esto agregó que  hasta el sábado 26 se habían realizado 190 despistajes de sustancias ilícitas a conductores y colectores de las unidades de transporte, todas con saldos negativos, además del vaciado de 400 litros de alcohol que pretendían ser transportados en las unidades públicas, lo cual garantizó mayor seguridad a los viajeros que se movilizaron a través del terminal.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios