lunes, octubre 25, 2021
Inicio Destacados FOTOS: Renovada coronación pontificia de la Chiquinquirá

FOTOS: Renovada coronación pontificia de la Chiquinquirá

-

Un ambiente similar al que abrazó a Aregue hace 50 años sintieron los fieles, ayer domingo, día de  la solemnidad de la patrona diocesana de Carora, Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá de Aregue. Llovió el día previo, como los lugareños dicen que sucedió aquel 02 de octubre de 1966 durante la coronación canónica y la fe se manifestó en cada uno de los fieles que coparon el santuario para ser testigos de la renovación del rito litúrgico a cargo del nuncio apostólico de Venezuela, Aldo Giordano.

Como para guardar una imagen nítida en la memoria del acontecimiento lo feligreses se aglutinaron  frente al altar para observar el momento en el que Giordano posó sobre la cabeza de la Chiquinquirá la corona, cuya base es el sol y un cardenal de alas abiertas en el centro; de este se levantan cardones entrelazados por las ramas del semeruco,  elementos  de la esencia de los estados Lara y Falcón.

- Publicidad -

Con las manos alzadas para sostener los teléfonos, como se ha hecho norma en tiempos de tecnología, los devotos se apresuraron en grabar la historia, la actualización del rito litúrgico con el que se exalta una devoción mariana arraigada desde hace siglos  en territorio larense  y por cuyos favores miles de personas acuden al encuentro con la Virgen cada primer domingo de octubre.

El representante del papa en Venezuela puso de relieve la importancia de que a la Chiquinquirá de Aregue le haya sido concedida la octava diadema pontificia de las 11 existentes hasta ahora en Venezuela: “50 años de la coronación significa que es una realidad que pertenece a la Iglesia universal, no pertenece solo a esta comunidad o a esta diócesis. El papa reconoce la coronación ante el mundo entero”.

Aprovechó también la oportunidad para compartir las palabras alentadoras del papa Francisco para los venezolanos. “El papa sigue a Venezuela, está preocupado por Venezuela y la quiere. Especialmente, por lo jóvenes. Debo compartir un abrazo a todos los jóvenes de Venezuela”, declaró.

Equipados de fe

Aunque por la situación económica del país se pronosticaba un descenso en la cantidad de devotos, unas 3 mil personas se entregaron a la mirada de la Madre morena, porque “el amor a la Virgen está muy sembrado en el corazón de la gente”, dedujo  el rector del santuario de Aregue, José Gregorio Quero.

Más allá de las peticiones individuales,  la súplica común  entre las almas presentes en la eucaristía confluyeron en la misma necesidad: respirar paz y bienestar, como lo declaró Grisel de Pereira: “Le pedí por nuestro país, para que la Virgen nos cubra con su manto, porque sabemos que es muy misericordiosa. Se lo pedimos porque Dios nos concede a través de la Virgen todo  lo que le pedimos”.

Como ella, el caroreño Ángel Riera incluyó a la nación  en sus oraciones. “Le pido por la paz de Venezuela y la tranquilidad de mi familia”, dijo el devoto, quien conoció la bondad de la  Chiquinquirá por el testimonio de fe de su padre aregueño.

Que en las plegarias haya predominado un clamor de luz para el país no extraña a Quero, quien por más de una década se ha desempeñado como administrador del santuario de la Chiquinquirá.

“Ese es el sentimiento que nos embarga a todos los venezolanos sin distinción ni de colores políticos ni religión. Creo que no podemos dejar de pedirle a Dios la ayuda, porque nuestras fuerzas las estamos perdiendo con tanta dificultad”,  analizó el presbítero.

La necesaria oración por paz también la comparte el arzobispo de Calabozo, Manuel Díaz, quien junto con otras cinco autoridades eclesiásticas participó en la eucaristía, ayer. Sumó la solidaridad como parte de la fórmula: “Todos debemos ser solidarios en momentos como este y entre todos debemos dar lo mejor de nosotros mismos para que Venezuela pueda volver a enrumbarse de nuevo hacia su progreso material y espiritual”.

La santa sede analiza invitación al diálogo

Una vez formalizada la invitación del Gobierno y de la Mesa de la Unidad Democrática ante la Nunciatura Apostólica para que la santa sede  intervenga como mediadora en un eventual diálogo entre ambas partes, el nuncio apostólico de Venezuela, Aldo Giordano, declaró a EL IMPULSO  que, aunque están dispuestos a colaborar en la búsqueda  caminos luminosos para Venezuela, todavía analizan los detalles de tal planteamiento.

“Hemos decidido ayudar en todas las formas posibles, pero, concretamente, para participar en una mesa de diálogo  debemos ver cuál es esta mesa de diálogo, cuáles son los temas. Lo estamos estudiando. Todos estamos listos a ayudar en todos los modos posibles”, afirmó.

El amor, dijo, debe ser regla entre la población: “También Venezuela necesita amor porque hay polarización. Somos la gran mayoría católicos, la política es normal, pero la pregunta es ¿Cómo hacer que estos puntos de unidad, que la fe cristiana, la fe católica, el amor del evangelio pueda purificar, hacer que las  diversidades sean para el bien común de un pueblo, no para un grupo?”.

 

- Publicidad -

Debes leer

Rusia reportó 37.930 casos de CPVID-19, la cifra más alta desde la llegada de la pandemia #25Oct

Con 37.930 nuevos casos, Rusia reportó este lunes otro récord diario de contagios de coronavirus, mientras el presidente de ese país, Vladimir Putin, ha ordenado a los rusos que no acudan a trabajar entre el 30 de octubre y el 7 de noviembre, cuando la nación celebrará un feriado ampliado.