Omar González: Nicolás Maduro condena a los trabajadores a morirse de hambre

Juan Carlos Salas | Foto: Archivo |

 El presidente de la República, Nicolás Maduro, condena a todos los trabajadores del país a morirse de hambre, debido a que las malas políticas económicas implementadas han acabado con la capacidad de compra de todos los venezolanos.

Así lo manifestó el diputado a la Asamblea Nacional, Omar González, quien expresó su solidaridad con toda la clase trabajadora que diariamente lucha por el país.

“La masa trabajadora nacional se ha enflaquecido en la medida que los niveles de despilfarro y corrupción del modelo socialista se han afianzado y extendido”, expresó.

Con la afirmación de que los “venezolanos devengan solo para cubrir el 2% de la cesta básica”, el diputado denunció el estado paupérrimo en el cual el régimen nacional ha sumergido a millones de trabajadores venezolanos.

“De acuerdo con varios estudios, la cesta básica venezolana arribó a Bs. 75 millones de bolívares, y el sueldo mínimo integral es de aproximadamente Bs. 1.500.000, lo que representa que un trabajador solo tiene los ingresos suficientes para cubrir el 2% de los productos que necesita para alimentarse”, explicó.

El legislador precisó que el bono de alimentación, que se cancela como complemento del salario, que reciben los venezolanos no les alcanza para cubrir ni siquiera la compra de un kilo de queso.

Igualmente precisó que los trabajadores venezolanos no tienen nada que celebrar este 1 de mayo, porque están padeciendo la peor crisis de su historia bajo un gobierno que ha empobrecido y humillado a obreros, profesionales, técnicos y expertos en diversas ramas.

“Nicolás Maduro es el culpable de empeorar la calidad de vida de los trabajadores al decretar aumentos salariales incontrolables, devaluar el signo monetario nacional y aniquilar la capacidad productiva del país”, sentenció.

El legislador resaltó que la ingesta de alimentos como la carne de pollo, res, pescado y porcino desaparecieron del menú de los hogares venezolanos, así como la leche en polvo y otros artículos importantes para la dieta del trabajador.

“Comer carne se convirtió en un lujo. Los venezolanos dejaron de ingerir proteínas, por este motivo el Tribunal Supremo de Justicia legítimo debe juzgar a Maduro por corrupción y por genocidio, porque la hambruna ha causado miles de muertes por desnutrición”, finalizó.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios