Diputado Álvarez Gil: Hay que poner un alto al luto activo en el que se encuentra Venezuela

Juan B. Salas | Cortesía |

Es lamentable que Venezuela se mantenga en un luto activo, debido al saqueo de recursos  y economías paralelas, dominadas por “grupetes gobierneros”, mientras los ciudadanos luchan contra una hiperinflación descomunal que día a día avanza y con ella el hambre, la miseria y la muerte, afirmo el diputado a la Asamblea Nacional y miembro de Voluntad Popular, Ángel Álvarez Gil.

“Este régimen ha convertido a millones de venezolanos en desplazados. No podemos seguir pensando y actuando de manera convencional, porque están asesinando moralmente a una sociedad por medio del chantaje, con mecanismos de controles perversos, llevando a los ciudadanos a niveles de mendicidad no compatibles con un país como Venezuela, es por eso que debemos ponerle freno al dolor, la indignación, la rabia y la desesperación, todos esos sentimientos deben tener una canalización política para que no siga aumentando los niveles de frustración”, precisó.

Señaló  que termina un año de drama y comienza otro con proyecciones peores al que culmina , “la sociedad espera más de nosotros, no es momento de medias tintas, estamos frente a una situación que exige posturas definitivas que permitan el cambio tan anhelado para Venezuela. Se deben cerrar filas a favor de la libertad, reunificar toda la clase opositora, tomar acciones con sentido, propósitos y determinación, arranca un año decisivo que requiere el máximo enfoque y el cese de nuestra autodestrucción. Unirnos es una obligación”.

Para el Parlamentario, urge rescatar el verdadero nacionalismo, el que valora, ama, respeta, “el país que trabaja con honestidad, lucha y coraje, la unión garantizará que la justicia triunfe sobre la corrupción, la paz sobre la violencia, el trabajo sobre la limosna, la educación sobre los antivalores, pero sobretodo la libertad sobre la tiranía”.

Según Álvarez Gil, tenemos vocación pacífica y democrática, lo que no quiere decir que debamos seguir siendo permisivos, nuestra gente no puede esperar más, mueren de hambre, por falta de medicamentos, inseguridad y enfermedades comunistas que habían sido superadas, aseguró.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios