#OPINIÓN La Red de Instituciones Larenses: Días de reflexión #19Dic

Maximiliano Pérez | Ilustración : Victoria Peña |

…Y le preguntaban las multitudes: “¿Qué tenemos pues qué hacer?” Y él les contestaba: “El que tenga dos túnicas reparta con el que no tiene ninguna; y el que tiene alimentos que haga igual”. Acudieron también unos publicanos a bautizarse y le dijeron: “Maestro ¿Qué tenemos que hacer nosotros?” Y él les respondió: “No exijáis nada más que lo prescrito”. Le preguntaban asimismo los soldados: “Y ¿nosotros qué haremos? Y él les contestaba: “A nadie intimidéis, no denunciéis falsamente, y contentaos con vuestra soldada”.

Evangelio según San Lucas.

Días de Adviento. Días que podemos utilizar para meditar sobre el bien y el mal; para prepararnos para recibir a Jesús, el Cristo Redentor; a Dios e hijo de Dios encarnado para redimir nuestros pecados. Días que deben servir para cumplir con los requisitos exigidos por la iglesia católica para obtener el perdón a través de la confesión de nuestros errores o pecados, del arrepentimiento, propósito de enmienda, cumplimiento de la penitencia y de la posterior comunión.

Días para profesar la “Amistad verdadera”.

Eclesiásticos 6: “La Amistad. Laspalabras suaves hacen ganar amigosy la lengua amable multiplica las respuestas afectuosas. Que sean muchos tus amigos pero ten uno entre mil como consejero.

Si quieres un amigo comienza por probarlo y no confíes en él inmediatamente. Porque hay amigos de ocasión que no son fieles el día de la desgracia. Hay amigos que se vuelven enemigos y se pondrán a hablar de tus líos para avergonzarte. Hay amigos que comparten tu mesa pero no te serán fieles cuando te vaya mal. Cuando te vaya bien serán como tu sombra y vendrán a mandar a tus servidores. Pero, al verte humillado, se volverán en contra tuya y evitarán tu mirada.

Aléjate de tus enemigos y cuídate de tus amigos.

El amigo fiel es refugio seguro; el que lo encontró ha hallado un tesoro.

¿Qué pagarías por tener un amigo fiel? No tiene precio. El amigo fiel es remedio saludable, y los que temen al señor lo encontrarán. El que teme a Dios se hace verdaderos amigos, pues, como es él, así serán sus amigos.”

De la Amistad, del Libertador aprendí:

“Di a todos mis amigos que soy siempre el mismo…

Diles que la amistad tiene en mi corazón un templo y un tribunal, a los cuales consagro mis deberes, mis sentimientos, mis afectos, por último, diles que…

La amistad es mi pasión.”

En casa de un amigo, al cual conocí el día de mi nacimiento, leí:

“A tu amigo no lo quieras perfecto…

Quiérelo amigo.

Como expresa Richard Bach en el “Manual del Mesías” integrado a su obra “Ilusiones”:

“Si comparas los diferentes lapsos de tu vida te darás cuenta de que tu verdadera familia no es de sangre sino de goce y respeto mutuos”. Es decir, aquí es donde los amigos conforman tu familia y… ¡La familia es la base de la sociedad!

La Sagrada Familia, se integró, como tal, el día del nacimiento del hijo de Dios; ese veinticuatro de diciembre que celebramos con regocijo y que nos llena de esperanza, día de celebrar la llegada del Mesías que, al igual que lo dijo el Libertador, su nombre ha sido utilizado para bien y para mal. Sus palabras y acciones han sido manipuladas para siniestros propósitos que tan sólo el tiempo ha desenmascarado.

Tiempo es de rescatar y perpetuar los principios y valores que nos han caracterizado, los mismos que aprendimos en el comedor de nuestros hogares. ¿Qué de todo hay en la viña del Señor? Pues claro que sí. Pero el mal dura hasta que los buenos reaccionan…

¡Feliz Navidad!

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios