Segunda victoria del Cardenales de Lara en la postemporada #7Ene

Edwin Sports Hevia @edwsport | Foto: Cortesía @Cardenalesdice |

El equipo Cardenales, fue más que Bravos en el primer juego en la Isla de Margarita y se llevó el triunfo 6 a 1 en el estadio Nueva Esparta, los dirigidos por José Moreno silenciaron los bates de la novena margariteña, tras siete inning sin recibir carreras, los encargados de maniatar a la ofensiva local fueron los lanzadores Néstor Molina, Alexis Rivero, Luis Lugo, Gumercindo González, Vicente Campos y Felipe Paulino. A Campos le anotaron la única rayita y el vencedor terminó siendo el relevista Rivero, ya que Molina no completó los 5 episodios.

Néstor Molina tuvo una actuación brillante desde el montículo, a pesar de no haber completado los 5 inning, se midió a 16 jugadores bravíos y en el cual solo le hicieron cuatro hits, otorgó dos pasaportes y ponchó a cinco bateadores. Lara aprovechó el buen momento de su abridor para enfocarse en la ofensiva, realizando seis indiscutibles en tan solo 5 capítulos y un cuadrangular en solitario de Rangel Ravelo.

Los pájaros rojos se fueron arriba desde el primer tramo del encuentro, un doblete de Ildemaro Vargas y un incogible al CF de Carlos ‘’El Tsunami’’ Rivero, registraron la primera anotación crepuscular ante los envíos del abridor diestro David Kubiak. En la parte alta del 4to capítulo Cardenales hizo una más, luego de un roletazo de Juniel Querecuto en el cual Paulo Orlando aprovechó para pisar el home.

En el quinto, un jonrón de Rangel Ravelo puso el juego 3 carreras por 0, y en el 7mo de la buena suerte, Lara fabricó tres rayitas. El de Caripito Ildemaro Vargas comenzó de nuevo un episodio dando hit, Alí Castillo (refuerzo del Zulia) se sacrificó y Vargas avanzó, Ravelo recibió cuatro malas y Carlos Rivero conectó un largo batazo que se convirtió en doble, para impulsar dos anotaciones, sucesivamente Alejandro De Aza llegó a 1ra por boleto y Paulo Orlando con un tubey empujó al Tsunami para la sexta del conjunto larense.

Hoy se cumple un mes de la partida al cielo de Luis Valbuena y José Castillo, parece que fue ayer la pesadilla que enlutó a todo el béisbol venezolano.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios