#COLUMNA El rincón de los miércoles #3Mar

Luis Rodríguez | Foto: Archivo IMP |
David Neres anota el segundo gol del Ajax en el partido ante el Real Madrid por los octavos de final de la Liga de Campeones en Madrid, el martes 5 de marzo de 2019. (AP Foto/Manu Fernández)

Los tiempos cambian de una manera inesperada desde que el mundo es mundo, como dirían mis abuelos. Días atrás se cumplió un nuevo aniversario del fallecimiento de Hugo Chávez y muy pocos se dieron por enterado, si comparamos con años anteriores cuando el régimen evocaba su nombre rodeándolo de una santidad digna de un Papa católico. Chávez ha dejado de ser la figura de una revolución fallida. Su nombre se asocia al desastre nacional, aunque sea solo el padre de la criatura. Ya no hay peregrinaciones al lugar donde presuntamente reposan sus restos mortales, apenas su imagen aparece en los canales de la TV oficialista, eso sí, en horas de la madrugada donde la gente suele descansar y no estar pendiente de tanto mensaje tóxico. Hoy el protagonista es otro: Juan Guaidó, un joven ingeniero que ha logrado captar la simpatía de propios y extraños, presidente de la Asamblea Nacional, quien se ha encargado de la presidencia de la República. Un país extraño este, con dos personajes diferentes para un pueblo que se juega su futuro, con mensajes contradictorios.  Guaidó ha llegado a desarrollar una capacidad política que nadie imaginó, inteligente, sencillo en su discurso, frente a un gobernante a quien se acusa de querer perpetuarse en el poder y una nación agotada en todas sus fuentes de recursos, en una búsqueda incesante de espacios para desarrollar su potencialidad. Guaidó ha logrado captar de una forma inequívoca todo el descontento popular aprovechando el rosario de errores cometidos por la administración de Maduro, quien parece no tener respuestas adecuadas en la defensa de una gestión que ha dejado mucho que desear. Esos errores ya no pueden ser enmendados porque sus efectos han multiplicado el número de venezolanos arrechos con el gobierno.

 II

EL AJAX: El valiente equipo holandés ha roto la cadena victoriosa del Real Madrid. 4X1 en un marcador que pone en evidencia del declive de uno de los grandes equipos de la historia del fútbol. Cuatro derrotas consecutivas en el mítico Santiago Bernabéu es demasiado para una afición tan entregada y fiel, pero también capaz de reclamar con todas sus fuerzas una explicación a lo que consideramos todos una de las grandes decepciones de este nuevo siglo. Ya es hora de hacer los cambios en el Madrid, comenzando por sus directivos, entrenador y hasta jugadores. Siempre ha sido así y no veo el por qué en este caso puede ser diferente.

III

El Pueblo boliviano ratificó su decisión de no permitirle a Evo Morales, uno de los últimos sobrevivientes del comunismo en América Latina, ir a la reelección presidencial, como pretendía. Morales ha sido uno de los beneficiarios del dinero de todos los venezolanos, asimismo de recursos destinados a potencializar su gobierno. Era ya cosa natural los viajes de Evo Morales utilizando los aviones de PDVSA que también servían de transporte de cargas sin identificar.

IV

Los envíos a Venezuela desde el exterior han sido confiscados por el régimen venezolano. Decenas de hogares podían recibir pequeñas cajas contentivas de alimentos y medicamentos a menor escala de familiares residenciados en EE.UU. y Europa, como regularmente sucede en todo el mundo. Nos cuentan y denuncian la decisión del régimen sobre este decomiso, que no es otra cosa que un vulgar robo. Dicen que esas cajitas tienen que ver con ayuda humanitaria no permitida. (Descerebrados)

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios