#OPINIÓN Reflexión en positivo: No dejemos de lado el tormento de las tormentas #2May

José Gerardo Mendoza Durán | Ilustración: Victoria Peña |

Cuantos millones de venezolanos aspiramos a la recuperación del país, a voz populi que es el 92% noventa y dos por ciento que pide a gritos y trabaja fuertemente a la recuperación del plan del país, que no es otra cosa que recuperar el siglo de atraso y volver a la normalidad de un país prospero, buen negociador, dispuesto a no ser mas busca pleito, amplio al mundo  desarrollado, con una buena política económica y desarrollada, y una diplomacia que sepa representar y vender nuestra imagen como un país de gente de primera, que es lo que verdaderamente somos, hoy dando tristemente una imagen tan negativa, tan cruel y dolorosa para los que no tienen culpa y pagan pecados ajenos, afortunadamente se ve una gran luz ,una fuerte esperanza y un optimismo que pronto habrá una salida y ojala sea pacifica por el bien de todos, que regrese el amor y la paz que cese esa confrontación que nos tiene atormentados y solo sirven para traer pobreza, miserias y enfermedades, pérdidas de vidas, verdad que así no se puede vivir.

Todos sabemos hasta el más inocente tiene conocimientos de que estos últimos veinte años para todos ha sido como un tsunami , menos para los creadores del mismo y la política aplicada en una forma terrible; Cruel como un terremoto con esta leyenda hundiéndose todos menos nosotros porque nosotros tenemos nuestro propio estilo de hundimiento y punto, y todo lo que sea destruido nadie puede quitarnos ese título o trofeo, y pasara muchos años para seguir por que a veces queda aún mucho que llevarnos por delante que nos da grandes satisfacciones y ya esta sentencia acabe con esto aquello, démosle un palo cochinero a la agricultura, a la ganadería, a la industria, al comercio, a las instituciones  gremiales a todo el enemigo que se le ocurra producir y generar empleo, eso hay que acabarlo es un enemigo de nuestro sistema e ideología y por tal no hay razón de su existencia.

No hay que abandonar todas las buenas intensiones, la buena intensión de unidos todos por el plan recuperación país, y por el bien de la unión, por el país pensando que cada tipo de motivo tiene su propio peso y por tal hay que estar pendiente  de los detalles y no dejar de lado el tormento que ha causado las tormentas, tomarlas como enseñanzas para el futuro después de que pase el tormento fracaso que hemos sido sometidos; dios nos de voluntad para unidos ocuparnos de una forma creativa de trabajar y producir riquezas y no ocuparse de las secuelas, sino de fomentar la paz, el amor, el buen vivir, las buenas alianzas y el bienestar para todos, estas aspiraciones son peticiones del altísimo porcentaje de los venezolanos, y buena parte del mundo que nos deseamos el bien unos a otros y no seguir siendo como hoy que abunda el disgusto, la incomodidad, la groserías, las falta de honestidad, falta de respeto, y se perdieron los valores y el descrédito.

No sé hasta dónde es bueno la globalización lo que si debemos darnos cuenta es que la mayor parte que se recibe por whatsapp es malas informaciones que lo que hacen es hacer daño, confundir y sirve para oscuros manejos, sin darse cuenta de que el chisme y que tiene más fuerza que la razón a parte de y que primo hermano del crimen y contra eso será parte de la tarea del adecentamiento que se busca para el país, debemos reforzar y profundizar nuestra fe, nuestro deseo de recuperación de la patria, antes que suceda lo que le dijo el diablo a los gobernantes de turno, escúcheme bien y hazme caso y les puso la mono sobre su cabeza. Le dijo Edgar Allan por alguna razón lo dijo.

«Ahora más que nunca el campo es la solución, unidos todos por la Paz, la Convivencia, el Respeto y la prosperidad de nuestro país…»

José Gerardo Mendoza Durán

[email protected]

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios