#OPINIÓN ¿Tenemos 2 cerebros? (Parte I) #12Nov

William Amaro Gutiérrez | Ilustración: Victoria Peña |

Sí, tenemos 2 cerebros. En la iglesia, en la familia, en las instituciones educativas donde estudiamos o fuimos docentes y en los círculos sociales donde nos movemos, cuando nos declaramos vegetarianos nos ven como bicho raro. Cuando preguntan u opinan al respecto emiten razones disímiles muchas veces y hasta absurdas para criticar este estilo de vida. Donde más me extraña ver esta actitud es en la iglesia, que conoce bastante de ello, por cuanto DIOS lo expone de manera clara en su palabra. Pero hay la tendencia a vernos como fanáticos religiosos. Resulta, que la ciencia hoy día le da la mano a DIOS y a su Evangelio para confirmar que la ingesta alimenticia vegetariana es lo más recomendable para el cuerpo humano y para la salud física, mental, espiritual y moral.

Si tiempo atrás hubiésemos afirmado públicamente que el cuerpo humano tiene dos cerebros, tal vez algunos pensarían meternos en un manicomio. Pero Dios lo mostró cuando estableció la dieta alimenticia adecuada para el ser humano. Y la ciencia hoy lo corrobora. Lo llaman SISTEMA NERVIOSO ENTÉRICO. Por ello, pese a los incipientes estudios e investigaciones realizadas, ya nació una nueva disciplina médica en países desarrollados que se llama Neurogastroenterología y certifica en sus investigaciones, que la alimentación es determinante para la salud y el desarrollo armonioso de este cerebro y por supuesto del hombre. ¿Cómo les parece?

Este segundo cerebro se encuentra en el aparato digestivo. Ello implica, que todo lo que comemos determina nuestros pensamientos. !Así de sencillo!. Lo que se coloca en las vías digestivas, guía nuestras acciones, influye en la formación de la conducta y el carácter e impulsa nuestras reacciones y la toma de decisiones. Buenas o malas. No hay duda que estamos ante descubrimientos novedosos, que si se practicaran, traería al hombre, a la familia y a la sociedad, excelentes beneficios. SALUD INTEGRAL. Y nos llevaría igualmente, a tener una mente dispuesta, que permita discernir el mensaje de Salvación que Dios presenta a través de las Sagradas Escrituras.

Repetimos, los estudiosos, los expertos no nosotros y la Santa Biblia han concluido que el cuerpo humano tiene dos cerebros. Uno está en la cabeza y el otro en las vías digestivas. El Dr. Domingo Pérez León, especialista en medicina natural y director del Instituto Biológico de la Salud, de Madrid (www.institutobiologico.com) plantea. “Esa conexión explica muchos trastornos: ansiedad, depresión, úlceras, enfermedad de Parkinson, colon irritable, enfermedad de Crohn, colitis ulcerosa… son patologías que reúnen síntomas cerebrales e intestinales”. Sigue explicando. “El cerebro intestinal (lo que conocemos como Sistema Nervioso Entérico) almacena en sus redes nerviosas una variedad de programas que utiliza dependiendo del momento en que se encuentra el proceso digestivo” (o sea, según lo que se ha ingerido). “El intestino controla el progreso de la digestión; detecta los nutrientes; mide los ácidos y las sales; es un auténtico laboratorio químico con su propio sistema informático”, concluye este especialista.

No en balde Dios, cuando sacó al pueblo hebreo de Egipto, un hecho que es imposible negarlo, aunque algunos quisieran, eliminó la dieta carnívora que habían adquirido en 400 años de esclavitud y le dio maná del cielo durante su peregrinaje. Tenía una razón poderosa: limpiar su cerebro, su conducta, SU COMPORTAMIENTO, pulir su carácter, traerlos a la verdadera adoración, todo, en aras de su bienestar, su felicidad y su Salvación. Objetivos divinos que siguen vigentes en la actualidad.

¡Hasta la semana que viene por la WEB DIOS mediante!

Próximo Artículo: ¿Tenemos 2 cerebros? PARTE II

William Amaro Gutiérrez

[email protected]

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios