Rectores universitarios proponen implementar medidas urgentes para sobrellevar la grave y dura coyuntura

Juan Bautista Salas | Foto: Archivo IMP |

La implementación de medidas urgentes que ayuden a sobrellevar la grave y dura coyuntura que puede afectar a toda la población, solicita la Asociación Venezolana de Rectores (AVERU), a través de un comunicado en el cual expresa su solidaridad ante la angustia que atraviesa la comunidad universitaria y la población en general por efecto del Covid-19, situación agudizada la crisis humanitaria que sufre la nación.

En el documento exponen que las acciones económicas y sociales para contener los efectos del COVID-19, no pueden ser realizadas aisladas ni inconsultas.

El texto del comunicado de los rectores expresa:

1. En virtud de la grave situación que sufren nuestras comunidades universitarias y la sociedad civil venezolana en general, ante la declaratoria de pandemia emitida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) por la expansión a nivel mundial del COVID-19, aunado a las medidas preventivas dictadas por el Ejecutivo Nacional los días 13, 15 y 16 de marzo de 2020 de declaratoria de Alarma y cuarentena social a nivel nacional que implica suspensión de clases y de todas las actividades laborales y comerciales, excepto las cadenas de alimento, servicio de salud, seguridad y transporte.

2. Consciente de la grave crisis humanitaria que afecta a todos los venezolanos, y a la situación de empobrecimiento del personal docente y demás trabajadores del sector universitario, debido a la imposición de salarios que no alcanzan para el sostenimiento personal y familiar.

3. Debido al contexto de crisis nacional agudizado por la amenaza del COVID-19, que hace necesaria la implementación de medidas urgentes que ayuden a sobrellevar la grave y dura coyuntura que puede afectar a toda la población.

Expone:

1. Consideramos que las acciones económicas y sociales para contener los efectos del COVID-19, no pueden ser realizadas aisladas ni inconsultas. Se debe convocar a un equipo de expertos de todas las áreas para lograr que no se profundice la crisis venezolana y evitar que el virus se propague y ocasione un colapso general del sistema de salud y del aparato productivo nacional.

2. Ante este contexto nacional, es imprescindible la aplicación de políticas públicas dirigidas a la atención de la población y al sector productivo, para lo cual debe tomarse en consideración la plena vigencia de las garantías constitucionales, los derechos humanos fundamentales y las libertades económicas y políticas.

3. Es importante un acuerdo social que permita el acceso a los organismos internacionales para lograr la ayuda o prestamos financieros necesarios para lograr la reactivación de la actividad económica nacional.

4. Es necesaria la implementación de ayudas económicas que faciliten a la población la adquisición de alimentos, medicinas y otros insumos esenciales para afrontar el colapso social sin discriminaciones.

5. De forma prioritaria, se debe garantizar al sector laboral, público y privado, la continuidad del pago de los salarios y demás beneficios laborales, así como la inmediata suspensión o prórroga de la declaración y pago del Impuesto Sobre la Renta cuyo plazo vence el 31 de marzo del presente año. Para esto se debiera considerar el otorgamiento al sector productivo de préstamos, tasas preferenciales y medidas fiscales y así evitar la paralización de la actividad productiva o el cierre de empresas.

6. De manera especial, solicitamos para el personal que labora en nuestras universidades, la remisión oportuna de los recursos para lograr el pago por adelantado de los salarios durante la cuarentena social nacional; así como la aprobación de un bono mensual para cubrir de forma urgente la provisión de alimentos y medicamentos y atenuar las carencias económicas que sufre el sector universitario.

7. Dentro del marco del Plan Nacional universitario de prevención ANTICOVD-19, las universidades que representamos aplican las medidas de contingencia emitidas por el Ministerio del Poder Popular Para la Educación Universitaria, en el caso de actividades vitales y plan de preservación de instalaciones de servicios se requiere la colaboración de ese despacho para que el personal esencial que debe asistir a las instalaciones, tenga acceso al suministro de gasolina o gasoil, autorización o salvoconducto para circular hasta la sede de la universidad de forma segura y sin contratiempo con las autoridades policiales y militares.

8. Damos nuestro reconocimiento a todo el personal médico y de salud por la loable e incansable tarea, sin cuya labor es imposible atender a la población afectada por el COVID-19. En este sentido advertimos que es de vital importancia se les suministre los insumos, equipos de protección, medicinas, facilidades de transporte y de seguridad personal.

9. Esta Asociación de Rectores Universitarios, considera que para lograr paliar esta crisis sanitaria es apremiante recurrir a la ayuda humanitaria internacional, y la asistencia de organismos internacionales especializados en el área de salud para garantizar de manera efectiva el trato de la pandemia declarada por la Organización Mundial de Salud.

El documento es suscrito por los rectores de las 14 universidades autónomas e independientes que hacen vida en el país.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios