#OPINIÓN Lectura: La partícula metálica #4Ago

Carlos Mujica | Ilustración: Victoria Peña |

Transcribo a continuación el “efecto fotoeléctrico.” “Cuando la luz de alta energía choca contra ciertos metales, como el zinc, por ejemplo, la superficie metálica emite partículas lumínicas cargadas negativamente.” La ciencia ha demostrado que esas partículas lumínicas son electrones. El electrón es esa partícula que gira en torno al núcleo de los átomos. La luminosidad de la partícula emitida, que de manera común llamamos “chispa,” no la genera el electrón. De modo que la luminosidad o chispa, que en su individualidad de movimiento en el espacio desaparece extinguida por su incineración es la que trataremos. En la niñez, como travesura, me gustaba arrojar piedras contra otras para ver saltar la chispa lumínica. Es decir, provocábamos el “efecto fotoeléctrico.” Buscamos demostrar que esa partícula lumínica del efecto fotoeléctrico es metálica y es independiente del electrón. El incidente de la luz de alta tensión en la lámina metálica desprende de esta un electrón, que al chocar con la lámina metálica se libera una partícula metálica, que es la que observamos como lámina metálica lumínica; es la partícula que recorre velozmente el espacio en su movimiento de extinción mientras se incinera. De modo que, el electrón que produjo la partícula lumínica en su choque con la lámina metálica, lo que hizo fue desprender una partícula metálica que se consume. Y como toda materia está expuesta siempre a incinerarse hasta extinguirse, entonces, la partícula metálica lumínica que desprendió de la lámina metálica el electrón, en su recorrido fugaz por el espacio va consumiéndose en su proceso de extinción por incineración.

Sin negar la existencia del electrón que la ciencia determina en el proceso del efecto fotoeléctrico, queda demostrado que la partícula lumínica que se extingue mediante la incineración es una partícula metálica; un partícula que es igualmente materia por ser metálica. Y la materia es el único recurso en el Universo que puede consumirse mediante la incineración. La partícula metálica conjuntamente con el electrón desaparecen: el electrón se consume mientras la partícula metálica se incinera. Se deja aclarada los componentes del efecto fotoeléctrico.

Carlos Mujica

[email protected]

@carlosmujica928

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios