Solo 30 días trabajaron los sectores no priorizados en seis meses de cuarentena

Tal Cual | Foto: Archivo IMP |

Los sectores no priorizados, que son todas aquellas empresas que no trabajan con alimentos, medicinas ni prestan servicios esenciales, trabajaron 30 días durante los primeros seis meses de cuarentena impuesta por el gobierno de Nicolás Maduro debido al coronavirus, de acuerdo con el Consejo Nacional del Comercio y los Servicios (Consecomercio).

«En este momento resaltamos que tenemos sectores de comercio y servicios que contabilizan 30 días de trabajo en los últimos seis meses. Otros no han logrado trabajar ni 30 días, como el sector papelero, el sector de edición y comercialización de libros, y muy particularmente el sector de licores que no ha trabajado. 81% de las empresas se declara en franco riesgo si la pandemia se extiende hasta 2021 y no se toman medidas de apoyo», afirmó Felipe Capozzolo, presidente de Consecomercio, en una rueda de prensa realizada este miércoles 16 de septiembre.

Indicó que el esquema de flexibilización de la cuarentena 7+7 no funciona. «No estamos de acuerdo con la suspensión de actividades, tampoco estamos de acuerdo con que se priorice algunas empresas. Tenemos seis meses en cuarentena y los casos de covid-19 han seguido subiendo. Tenemos que ir a un esquema de apertura amplia y total. Pero, si este es el esquema que se pretende imponer, proponemos entonces que sea adaptado por sectores y que se analice desde el punto de vista económico las particularidades de cada sector para pode aplicar este tipo de medidas».

De las empresas que han sido consultadas por el gremio, 90% se declara en estado de afectación. El 20% de ellas cataloga esta afectación como catastrófica, con pérdida mayores a 60%.

60 % de empresas atribuye el colapso a la falta de políticas públicas.

El 85% de las empresas ha reportado que la severa escasez de combustible y el colapso de los servicios públicos han tenido un alto impacto negativo en sus operaciones en medio de la pandemia del coronavirus.

«No hay gasolina ni de la Pdvsa destruida ni de otras instancias, tampoco de Citgo. No es humano lo que está ocurriendo con el combustible. Prolongar el sufrimiento de la gente no producirá cambios que uno u otro bando están buscando. No es de esta manera que se darán los cambios políticos. Hay que incrementar la producción de gasolina y queremos ir más allá: hay que importar también gasolina, generando incentivos para que haya inversión privada. Ningún privado traerá gasolina si todos los muelles son estatales», dijo Capozzolo.

Entre el 22 de julio y el 16 de septiembre el bolívar se ha depreciado 50%, lo que muestra cómo sigue avanzando el proceso hiperinflacionario en Venezuela, que en lo que de 2020 sobrepasa el umbral de 1.000%, una situación que, sumado a la pandemia y a la recesión que registra el país desde 2013, tendrá efectos perniciosos en las empresas.

El sector primario de la economía, la agricultura, prácticamente tiene una afectación de casi 41%, la industria 30,02% y el comercio 40,35% de afectación. En el comercio, 40% indica que la afectación es severa, y 96% de las empresas no recibe asistencia ni de entes privados ni públicos. Esto nos lleva a una estimación de pérdida de más de 30% de empleos a nivel nacional. 48% de las empresas tiene capacidad ociosa.

El máximo representante del sector comercio nacional sostiene que es necesario que se establezca un acuerdo nacional. «En el país están pasando muchas penurias, sobre todo en el interior, sin contar lo que ocurre en estado fronterizos como el Zulia, que han sido tremendamente golpeados. Urge de verdad que se llegue a un acuerdo en pro de los venezolanos, de resolver los problemas estructurales de la economía», agregó el presidente de Consecomercio.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios