lunes, diciembre 6, 2021
Inicio Opinion #OPINIÓN Por la puerta del sol (124): La unión y la amistad...

#OPINIÓN Por la puerta del sol (124): La unión y la amistad ganancias de vida #16Oct

-

“La mano que te da unas rosas siempre conserva buena parte de su aroma”
(Proverbio chino)

Ha pasado el tiempo, seguimos a la deriva como velas que sin remedio lentamente se van apagando ante la desidia, la desdicha, la conformidad de unos y la indiferencia de muchos…

- Publicidad -

La pandemia, la tecnología y las rudas circunstancias políticas y económicas en que estamos inmersos nos alejan cada vez más de los sueños, de las oportunidades de trabajo y progreso, de los hijos, de los vecinos y de los amigos.

Seguimos enclaustrados sin que se vislumbre un destello de luz al final de este macabro túnel. Sin esperanza ni cambio seguimos sufriendo de esta vida aburrida a la que nos han condenado el COVID-19, los mandantes y el temor.

Hemos dejado de ser nosotros, somos marionetas de las circunstancias y del hombre mismo…

Aparte de todo esto los avances tecnológicos y científicos de la actualidad nos deslumbran y esclavizan. Cambia nuestra era. La educación se ha ido al traste, en especial la emocional se ha convertido en un reto diario con que lidiamos los que estamos obligados a vivir encerrados desde temprano, teniendo aun tantas cosas pendientes por hacer fuera de la casa.

La tecnología nos separa y nos idiotiza, las maquinas son el jefe, nosotros sus esclavos. Las relaciones interpersonales, familiares y de amistad se abandonan.

¿De que vale tener miles de seguidores virtuales, si hablar, intercambiar ideas, pasar juntos un rato, comer juntos, reírse, abrazarse, saborear un vino etc. han dejado de ser elementos importantes?. Vivimos un momento macabro, en el que hasta para morirse se nos ponen condiciones, igual que para ser cremados o enterrados. Si alguien se enferma es todo un misterio que informen o nos dejen ver al enfermo de lejos y enviarle un abrazo. Nos enfermamos y morimos solos y casi que nos toca enterrarnos a nosotros mismos. Todo esto y el tiempo poco a poco nos han ido erosionando la vida y empujando al despeñadero…

La falta de gasolina, aparte de los pésimos servicios de gas, agua y luz, son un verdadero desastre de vida. La gran especulación, la matraca, la impresionante carestía, la falta de control y de humanidad por parte de los dueños de negocios en general, el transporte y el desastre que vivimos ponen su gran cuota de separación y ausencias de afecto familiar y personal.

Hace falta un cambio que nos una y nos regrese a todo lo que hemos perdidos en aras del mismo odio. Hoy más que nunca necesitamos tener la familia cerca y a los amigos de verdad, porque solo una palabra, una sonrisa y el recuerdo nos puede asegurar que no estamos solos en esta espantosa vorágine de sentimientos, de encierros y soledades…

Amanda N. de Victoria

- Publicidad -

Debes leer

1.800 venezolanos solicitaron refugio en países de la Unión Europea #6Dic

La diáspora venezolana continúa siendo noticia en el mundo y las cifras mundiales así lo reflejan, pues solo en el mes de septiembre de...