Notas Pastorales: Jesús Resucitado, El Gran Pastor

“Mis ovejas escuchan mi voz. Yo las conozco y ellas me siguen” (Juan 10,27)

Jesús Muerto y Resucitado, es el Gran Pastor, es el Pastor por excelencia. Él cuida, cura y salva a sus ovejas; Él expió en su propio Cuerpo, nuestros pecados sobre  la Cruz, para que muertos para el pecado, viviéramos para la justicia; con sus heridas fuiste curado. Pues eran como ovejas descarriadas, más ahora han vuelto al Pastor y Guardián de sus almas (1 Pedro 2, 24-25)

Ese Pastor, es el Salvador, ya que su nacimiento en la pequeña Belén, realiza la profecía de Miqueas: “Y tú Belén, pequeña eres entre los clanes de Judá, más de ti saldrá aquel, que ha de reinar en Israel…” (Miqueas 5,2).

A su vez, su misericordia infinita, manifiesta que Él es el Pastor anhelado por Moisés: Moisés habló al Señor: “Dios y Señor, tú que das la vida a todos los hombres, nombra un Jefe que se ponga al frente de tu pueblo y lo guíe por todas partes, para que no ande, como rebaño sin pastor” (Números 27, 15-17)

Por eso Jesús, viendo a las muchedumbres, se apiadó de ellas, porque estaban cansadas y decaídas como ovejas sin pastor (Mateo 9,36)

Cristo pues, es el Cordero que conduce a los hombres a la fuente de la verdadera vida: “éstos son los que vienen de la gran tribulación y han lavado sus vestiduras y las han blanqueado en la Sangre del Cordero… Porque el Ángel, que está en medio del trono, será su Pastor y los conducirá a las fuentes de las aguas de la vida…” (Apocalipsis 7, 14ss).

Jesús es el camino, porque conduce a sus ovejas a buenos pastos de Salvación.

Confiemos en Cristo Muerto y Resucitado, quien nos conduce y nunca nos defraudará. En él encontraremos la verdadera paz y felicidad que buscamos. Él nos ha salvado.

Sigamos sus enseñanzas, porque Él nos dice lleno de bondad: “Yo soy la Puerta, el que entra por Mi, se salvará” (Juan 10,9).

 

Mons. Antonio José López Castillo

Arzobispo de Barquisimeto

Evangelio

Juan 10,27-30: En aquel tiempo, dijo Jesús: – Mis ovejas escuchan mi voz, y yo las conozco, y ellas me siguen, y yo les doy la vida eterna; no perecerán para siempre, y nadie las arrebatará de mi mano. Mi Padre, que me las ha dado, supera a todos, y nadie puede arrebatarlas de la mano del Padre. Yo y el Padre somos uno. Palabra de Dios. Gloria a ti Señor Jesús.

 

Santo Padre ”La Iglesia no es una niñera”

Ciudad del Vaticano, 17 de abril de 2013 (Zenit.org

La Iglesia no debe ser como “una niñera que cuida al niño para que se duerma”. Si así fuera, sería una “Iglesia adormecida”. Quien ha conocido a Jesús tiene la fuerza y el coraje de anunciarlo. Del mismo modo, quien ha recibido el bautismo tiene la fuerza de caminar, de ir hacia adelante, de evangelizar. Y “cuando hacemos esto la Iglesia se convierte en madre que genera hijos”, capaces de llevar a Cristo al mundo.

Durante la homilía, el papa –comentando la primera lectura, de los Hechos de los Apóstoles (8, 1-8)- recordó que, “tras el martirio de Esteban, estalló una violenta persecución contra la Iglesia de Jerusalén. Hemos leído en libro de los Hechos que la Iglesia estaba completamente tranquila, completamente en paz, la caridad entre ellos, las viudas eran atendidas. Pero luego llega la persecución. Este es un poco el estilo de la vida de la Iglesia: entre la paz de la caridad y la persecución». Y esto sucede porque esta, explicó, fue la vida de Jesús. Tras la persecución, siguió el papa, todos huyeron excepto los apóstoles.”

La reflexión del papa se centró luego en el hombre de hoy: «Pienso en nosotros, bautizados, si tenemos esta fuerza. Y pienso: “Pero nosotros, creemos en esto? ¿Que el bautismo sea suficiente para evangelizar? O esperamos que el cura diga, que el obispo diga… ¿Y nosotros?”». Demasiado a menudo, subrayó, la gracia del bautismo se deja un poco aparte y nos encerramos en nuestros pensamientos, en nuestras cosas. “A veces pensamos: “No, nosotros somos cristianos: hemos recibido el bautismo, nos hemos confirmado, hemos hecho la primera comunión… y así el carnet de identidad está bien. Y ahora, dormimos tranquilos: somos cristianos”. Pero “¿Dónde está esta fuerza del Espíritu que te lleva adelante?», se preguntó el papa. «¿Somos fieles al Espíritu para anunciar a Jesús con nuestra vida, con nuestro testimonio y con nuestras palabras? Cuando hacemos esto, la Iglesia se convierte en una Iglesia Madre que genera hijos», hijos de la Iglesia que testimonian a Jesús y la fuerza del Espíritu. «Pero –advirtió- cuando no lo hacemos, la Iglesia se convierte no en madre, sino en Iglesia niñera, que cuida al niño para que se duerma. Es una Iglesia adormecida. Pensemos en nuestro bautismo, en la responsabilidad de nuestro bautismo».

Por último, el papa dirigió su pensamiento a Nuestra Señora, quien siempre acompañó a los cristianos con la oración cuando eran perseguidos o dispersados. «Oraba mucho. Pero también les animaba: “Id, haced…!”». “Pidamos al Señor –concluyó- la gracia de convertirnos en bautizados valientes y seguros de que el Espíritu que tenemos en nosotros, recibido por el bautismo, nos impulsa siempre a anunciar a Jesucristo con nuestra vida, con nuestro testimonio y también con nuestras palabras».

 

GOBIERNO SUPERIOR ECLESIASTICO

     ARQUIDIOCESIS DE BARQUISIMETO

VENEZUELA

  

COMUNICADO 

Como dice el Comunicado de la Conferencia Episcopal Venezolana, emitido el 17 de Abril, “Por la paz Social y Política del país”, queremos  resaltar algunos numerales (1-5-6-9) del mismo:

1.- “Las elecciones del pasado domingo 14 de Abril han sido una contundente manifestación de la voluntad de nuestro pueblo de mantener la vigencia del sistema democrático tanto en la escogencia de sus autoridades como en la forma de dirimir sus diferencias políticas”.

5.- “Como pastores y servidores de todos los católicos venezolanos, reiteramos nuestro vivo llamado a la convivencia pacífica” y a la tolerancia. “Esta supone que nos reconozcamos unos a otros como conciudadanos en igualdad de derechos, y recuperemos la capacidad de diálogo y encuentro, superando lo que nos divide. En este sentido, el diálogo entre los dirigentes de las partes en conflicto es un compromiso imprescindible y urgente. La Conferencia Episcopal Venezolana con la única intención de servir a todo el pueblo se ofrece para facilitar este diálogo”.

6.- “En nombre de Dios exhortamos a los líderes políticos y sociales a desterrar el lenguaje ofensivo, denigrante e incendiario. A evitar los enfrentamientos callejeros que suelen derivar en actos de violencia y a veces de muerte. A escuchar la Palabra de Dios que los invita al diálogo y a la reconciliación como el camino para la paz social y política del país. (Cf. 2. Co. 5, 20-21)”.

Deseamos reconocer la labor del CNE, pero entendemos que las partes tienen derecho legal a objetar los resultados del ente electoral.

Creemos que el país se ha polarizado en dos partes políticas que se deben tomar en cuenta, la una a la otra; y por lo tanto a no cerrarse y procurar oírse.

Exhortamos a la tolerancia y al diálogo como camino de comunión, evitando la violencia, los radicalismos y las amenazas.

A su vez, invitamos a todos a respetar los Derechos humanos, evitando agresiones contra las personas.

Rechazamos la violencia de cualquier lado y deploramos los hechos delictivos; pero recordamos que “la protesta justa y pacífica es un derecho civil”.

Condenamos el asesinato de seres humanos, porque la vida es sagrada. Damos nuestras más sentidas condolencias a los familiares que están viviendo el dolor por la ausencia de sus seres queridos.

Pedimos que a las personas detenidas se le respeten sus derechos y “exigimos una investigación imparcial” sobre los hechos ocurridos; al igual,  que a las personas heridas y enfermas se les faciliten todos los medios para su pronta recuperación.

9.- “Oremos por nuestro querido pueblo de Venezuela. Lo ponemos bajo la protección de Cristo Resucitado” y de la Divina Pastora.

 

 

ORACIÓN FRANCISCANA POR LA PAZ

¡Señor, haz de mí un instrumento de tu paz!
Que allí donde haya odio, ponga yo amor;
donde haya ofensa, ponga yo perdón;
donde haya discordia, ponga yo unión;
donde haya error, ponga yo verdad;
donde haya duda, ponga yo fe;
donde haya desesperación, ponga yo esperanza;
donde haya tinieblas, ponga yo luz;
donde haya tristeza, ponga yo alegría.

¡Oh, Maestro!, que no busque yo tanto
ser consolado como consolar;
ser comprendido, como comprender;
ser amado, como amar.

Porque dando es como se recibe;
olvidando, como se encuentra;
perdonando, como se es perdonado;
muriendo, como se resucita a la vida eterna.

 

 

Mons. ANTONIO JOSÉ LÓPEZ CASTILLO

ARZOBISPO DE BARQUISIMETO

Y SU PRESBITERIO

 

ARQUIDIOCESIS DE BARQUISIMETO

GOBIERNO SUPERIOR ECLESIASTICO

VENEZUELA

Se le participa a todo el Clero, de reunión ordinaria que se efectuará el día  martes 23/04 a las 09:00a.m., en el Centro Pastoral Mons. Benítez.

La Familia y el derecho al Trabajo

El trabajo es “el fundamento sobre el que se forma la vida familiar, la cual es un derecho natural y una vocación del hombre”. El trabajo asegura los medios de subsistencia y garantiza el proceso educativo de los hijos. Familia y trabajo tan estrechamente interdependientes, en la experiencia de la gran mayoría de las personas, requiere una consideración más conforme a la realidad, una atención que las abarque conjuntamente, sin las limitaciones de una concepción privatista de la familia y economicista del trabajo.

El deber del Estado no consiste tanto en asegurar directamente el derecho al trabajo de todos los ciudadanos, constriñendo toda la vida económica y sofocando la libre iniciativa de las personas, cuando sobre todo en “secundar la actividad de las empresas, creando condiciones que aseguren oportunidades de trabajo, estimulándola donde sea insuficiente o sosteniéndola en momento de crisis.

Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia

Conferencia Episcopal Venezolana  

 

Salmo 99

Nosotros somos su pueblo y ovejas de su rebaño.

Aclama al Señor, tierra entera,
servid al Señor con alegría,
entrad en su presencia con vítores.

Sabed que el Señor es Dios:
que él nos hizo y somos suyos,
su pueblo y ovejas de su rebaño.

«El Señor es bueno,
su misericordia es eterna,
su fidelidad por todas las edades».

Iglesia en Marcha 

Orientación

El Centro de Atención a la Familia de la Pastoral Familiar, asesora a personas, parejas y/o familias que requieran apoyo para resolver sus conflictos familiares. Citas:  0251-7190050 

Convivencia

Objetivo: lograr el equilibrio de nuestras actitudes, valores y acciones, para una  convivencia familiar efectiva y armónica. Temática: “La convivencia en familia, Relaciones Interpersonales efectivas, Valores, Comunicación”. Fecha: el 04/05, Hora: 8:00am  a  1:00pm. Lugar: Librería Paulinas. Costo: Bs, 180,00  (Incluye material de apoyo y refrigerio) Facilitadores: MSc. Lcda. Estela Guerra de Hernández. Ps. Licda. Edelmira G. de Soteldo. Inf.: 0424-5333714 / 0426-8359627 / 0414-5298052 

Cursos:

Caritas informa de cursos de: Pirograbado en Madera, pirograbado en gamuza, comida árabe, guitarra, foamy, muñequería country, peluquería, maquillaje, jabón artesanal y computación para adultos. Teléfono: 0251 446 84 02 –

Alegres en el Señor te invita a participar en los cursos de: Guitarra y cuatro para niños jóvenes y adultos inscripciones abiertas. Inf 04145264845

Viaje

Conoce las maravillas de nuestro Creador a través de la hermosa tierra de Canaima del 01 al 05/08 y la Gran Sabana del 23 al 30/11. Inf.: 0414-5254191. Invita: La Parroquia Divino Niño El Trigal-Cabudare

 

Venta:

El libro del Padre Bogdan Marek Zalewski, ” Los Rastrojos, Pueblo Pequeño de Grandes Historias” del santuario Arquidiocesano del Nazareno de los Rastrojos. bs. 80 Inf.:0424 5922972

 

Calendario Jubilar

-21/04   Eucaristía  por las vocaciones sacerdotales, Día del Buen Pastor,  en el Santuario “Divina Pastora” Santa Rosa.

-08/06   III Procesión Arquidiocesana del Santísimo Sacramento  y  Solemne Eucaristía Bodas de  Plata Episcopales de Mons. Antonio José López Castillo.

-15/06   Eucaristía de la Juventud.

-20/07   Eucaristía y Encuentro Arquidiocesano de las Familias.

-28/09   Eucaristía para la Vida Consagrada.

-12/10    Eucaristía con los Niños y Catequistas de Colegios, Parroquias y Vicarías.

 

arq2104134

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios